Serena se decide en el tercer set para sortear el obstáculo de su hermana

Avanza a las semifinales del US Open tras un partido competitivo y le faltan dos triunfos para completar el Grand Slam

Serena se decide en el tercer set para sortear el obstáculo de su hermana
Tras un segundo set errático, Serena Williams despertó en el tercero y dejó sacar sus emociones.
Foto: Getty Images

Nueva York.- La llamada final anticipada del tenis femenino en el Abierto de Estados Unidos entre las hermanas Serena y Venus Williams cumplió a la perfección con un guión en el que lo único que siempre estuvo asegurado fue el triunfo de la número uno del mundo, que pasó a semifinales al ganar 6-2, 1-6 y 6-3.

Serena, primera cabeza de serie, estuvo siempre en control del partido y aunque cedió el segundo set por un contundente 1-6, no fue debido al gran juego de su hermana, sino a que ella se limitó a ser espectadora y permitir que el público disfrutase de 30 minutos más de tenis en la pista central Arthur Ashe Stadium de Flushing Meadows.

El quinto duelo entre las dos hermanas en el Abierto de Estados Unidos permitió a Serena seguir camino del título que significaría lograr los cuatro de Grand Slam en la misma temporada, algo que no sucede desde 1988 cuando lo logró la alemana Steffi Graf. De ahí que no se antojaba que fuese su hermana Venus, de 35 años, vigésima tercera cabeza de serie, la que le cortase la racha triunfal, en lo que fue el duelo número 27 que han tenido como profesionales con ventaja de 16-11 para Serena.

Elogia a Venus

“Ha sido un partido difícil por lo que significa mi hermana, mi mejor amiga, pero a la vez una gran competidora“, declaró Serena al concluir el partido. “Jugó muy bien en el segundo set, con un gran saque y golpes desde el fondo de la pista, la verdad que ha sido un honor el enfrentarme a ella”.

Después de haberse repartido los dos primeros sets, el partido quedó decidido en el segundo juego de la tercera manga cuando Serena le rompió el saque a Venus para el 2-0 que sería todo lo que necesitase además de asegurar su servicio.

Mejoré mi saque en el tercero y al asegurarlo todo fue mucho más fácil para asegurar la victoria”, destacó Serena. “Ambas hicimos un gran partido en un momento tan especial como es luchar por el pase a las semifinales del Abierto“.

Un pase que le costó a Serena una hora y 38 minutos en los que consiguió tres roturas de saque en seis oportunidades por 2 de 5 de Venus, que colocó ocho aces con una doble falta por 12 y 5, respectivamente, de su hermana menor.

La rival de Serena en las semifinales será la veterana italiana de 32 años, Roberta Vinci, la número 43 del mundo, que las juntará por primera vez en el Abierto al vencer 6-3, 5-7 y 6-4 a la francesa Kristina Mladenovic.