La columna de Ginóbili: Tendría que volver la próxima semana de la lesión testicular

El argentino viene de una operación de testículo y todo parece indicar que ya está listo para ayudar a los Spurs ahora que ya consiguieron su pase a los Playoffs. Aquí lo cuenta todo...
La columna de Ginóbili: Tendría que volver la próxima semana de la lesión testicular
Manu Ginóbili podría regresar renovado para los Playoffs.
Foto: Timothy A. Clary / Getty Images

La verdad es que lo más importante es que estoy mucho mejor, con cero dolor. No estoy tan cauteloso como antes. Pasaba, por ejemplo, que si tenía a mis hijos cerca, me agarraba pánico de que me golpearan sin querer en la zona de la operación. Por suerte, ese miedo ya no está. El doctor me dio el alta clínica un mes después de la lesión y de la intervención, y lo que tengo que hacer ahora es ir probando cada vez más. Y sobre todo, evaluar cómo me siento después de un día de actividad, cómo responde el cuerpo ante la exigencia. Tengo que llevar todo a cabo con cautela porque es una zona rara, en donde toda la parte abdominal puede generar molestias. Si corro en el primer día, tengo que andar con cuidado para ver cómo reacciono y si después salto, lo mismo; si corro más rápido o juego un uno contra uno, también. Todo es con cuidado, pero lo bueno es que tengo el alta.

Ahora tengo que ponerme fuerte y debo estar en buena forma física, algo que a los 38 y medio cuesta más que a los 25, así que estoy en esa etapa. Pero definitivamente estoy bien, ya me entrené un poco y lentamente le estoy agregando intensidad. Ahora vamos a ver cuándo considera el cuerpo médico de San Antonio que estoy apto para jugar. Estuve charlando con ‘Pop’, no nos pusimos plazos. Vamos a ir viendo cómo voy con cada entrenamiento. Si tengo una sesión de pesas o de correr, tengo claro que después tengo que esperar para ver cómo reacciona mi cuerpo. El médico me dijo que cada tres días quiere que tenga un día libre, que descanse y que vaya aumentando las tareas paulatinamente. De todas maneras, si todo evoluciona como hasta ahora, creo que en algún momento de la semana próxima debería estar volviendo a jugar.

“Más bien extrañaban a Kawhi Leonard”

Estuve mirando al equipo en esta “Gira del Rodeo” y la verdad es que el récord de 7-1 (partidos ganados y perdidos), todos de visitante, no es algo fácil de lograr. Hubo un momento de duda cuando regresaron del All Star break y no jugaron bien los dos partidos en Los Ángeles, pero hay veces que eso sucede, porque vuelves de siete días de vacaciones en los que cortas el ritmo y eso te puede afectar. A algunos equipos les pega de una manera y a otros de una forma diferente. Ahí es cuando pensé que el equipo me extrañaba, que era clave en el andamiaje de los Spurs, pero rápidamente me di cuenta de que tampoco había jugado Kawhi (Leonard). Entonces, advertí que no era yo el que faltaba… ¡sino que era Kawhi! Al que el equipo extrañaba en realidad era a él. Cuando Leonard volvió, el equipo se aceitó y jugó bárbaro los últimos tres partidos. Definitivamente era él.

En líneas generales, el equipo jugó mejor. Es indudable que cuando Kawhi está en la cancha el conjunto también defiende con otra efectividad. Los primeros dos partidos Tim (Duncan) no estaba bien, estaba enfermo, y eso hizo que el equipo tampoco se pudiera defender bien, porque pierde esa naturalidad para hacerlo. Pero con Kawhi y con Tim sanos, el equipo pudo ser el de siempre. Esto es normal a lo largo de 82 partidos, por lesiones, por bajones o por lo que sea, todos los equipos usualmente tienen altibajos. Pero reitero, un 7-1 en una gira larga es un negoción. La ventaja con Oklahoma City se extendió a un par de partidos más, me parece que estamos a ocho juegos, y la verdad que eso te da un colchón importante. Sobre todo porque vamos a tener una segunda parte de marzo y un abril muy complicados.

Toda esta ventaja te da un cierto margen para equivocarte, para probar a algún jugador, para descansar. Para mí, por mi situación, permite que mi regreso pueda ser más paulatino y sin forzar nada. No sé, si quizá después de los dos primeros partidos noto tensión o algún tipo de inconveniente, puedo parar uno. Eso lo permite este andar del equipo. No hay urgencias. Y lo mismo para Tim con la rodilla. O para cualquiera. Esta situación nos da un margen importante respecto a otros equipos que están peleando para entrar en los playoffs y no tiene esta ventaja que nosotros sí. Es muy importante gozar de esta posibilidad sobre el final de la temporada.

“Curry es una cosa de locos”

Y sin duda que en el medio de todo esto que hicimos nosotros también estuvo Curry con los Warriors y con sus registros. Vi el final del juego con Oklahoma City, porque terminó después que el nuestro (Houston 94 vs. San Antonio 104), y la verdad que fue un pedazo de partido. Lindo de ver, un gran partido. No hay tantos en temporada regular y fue un placer ver ese juego. Eso no hace más que consolidar el increíble momento que está pasando Curry, de manera individual, así como todo el equipo. Es una cosa de locos y más allá de quién ganó ese partido, fue un juego para disfrutar y lo disfruté.

Nosotros también tenemos novedades, porque ahora contamos con un compañero nuevo (Andre Miller). La verdad es que nos sorprendió, porque no me esperaba un cambio en esta etapa del año. Pero llega un tipo con una experiencia enorme, que entiende el juego, que sabe hacer jugar, definitivamente altruista, que busca siempre primero el pase antes que el tiro. Y defensivamente entiende cómo defender a un base o eventualmente a un escolta, si es que el equipo lo necesita. Así que entiendo que es una especie de seguro el que acaba de incorporar Pop, por si algo sucede. Uno nunca sabe. Y Miller es un jugador que lleva casi 16 temporadas, con una enorme experiencia, que ha jugado en todo tipo de equipos y nos puede llegar a dar cosas en situaciones de mucha importancia. Llegó hace un par de días y vamos a ayudarlo todos para que se acople, porque en la posición de base es en el lugar en donde más se necesita entender las jugadas y lo que quiere el técnico.

Entre todos lo vamos a ayudar. Pero insisto, no es que necesitamos de nadie imperiosamente, es alguien que nos puede ayudar en determinados momentos. Estamos entusiasmados con todo lo que nos está pasando.

Más de NBA

San Antonio consiguió su pase a playoffs

Sucesor de Kobe en los Lakers llega a 63 puntos en 24 horas

Chuck, la nueva mascota con tenis Converse que el hombre más rico de los deportes quería tener en sus Clippers

Floyd Mayweather quiere comprar un equipo de la NBA

Stephen Curry brilla, rompe marcas y avasalla con los Warriors