Pareja gay se casa dentro de centro de detención de Inmigración

Es la primera boda entre personas del mismo sexo que se realiza cuando un inmigrante esta detenido y bajo custodia migratoria en Estados Unidos
Pareja gay se casa dentro de centro de detención de Inmigración
Tom Swan y Guillermo Hernández, quien se encuentra detenido, se casaron en el Centro de Detención Regional Imperial en Calexico, dando paso así a la celebración de la primera boda gay en custodia.
Foto: Suministrada

En medio de una ceremonia privada en la que no hubo acceso a la prensa ni se permitieron fotografías, el indocumentado mexicano Guillermo Hernández se casó con el estadounidense veterano de las fuerzas armadas Tom Swann en el Centro de Detención Regional Imperial del Servicio de Migración y Control de Aduanas (ICE) en Calexico, dando pie así a la primera boda del mismo sexo que se efectúa bajo custodia migratoria en el país.

“Este es uno de los días más felices de mi vida. Hace 20 años me estaba muriendo de sida y mi doctor me dijo que me quedaban seis meses de vida. Hoy estoy relativamente saludable y me he casado. La vida es maravillosa”, expresó Swann, momentos después de unir su vida a Hernández. “También estoy triste por dejar a Guillermo en custodia y porque puede ser deportado”, agregó.

Swann, de de 58 años de edad, espera que esta “boda histórica” abra las puertas para que otros gays puedan casarse con alguien aunque estén en detención migratoria, señaló. 

El matrimonio de Hernández, de 21 años, con Swann se celebró con la aprobación del director de la prisión y ICE. En junio de 2015, la Corte Suprema de los Estados Unidos falló a favor de que las parejas del mismo sexo se podían casar.

Calexico ICE Detention Center. /ivpressonline.com
Centro de Detención de Inmigración en Calexico. /ivpressonline.com

‘Se veían felices’

Hank Kuiper, exalcalde de la ciudad del Centro que casó a la pareja, dijo que dentro de las limitaciones del caso todo salió bien. “Se entregaron anillos, se hicieron los votos matrimoniales. No hubo lágrimas pero se veían felices’, comentó por el teléfono el casamentero a La Opinión.

Kuiper tiene licencia para unir en matrimonios en el condado Imperial. Ha realizado más de 100 bodas en prisiones e instalaciones de ICE, pero ésta es la primera vez que casa a una pareja del mismo sexo.

La pareja Hernández-Swann se conoció a través de un amigo mutuo en mayo de 2015 y a los pocos meses se fueron a vivir juntos.

Hernández se convirtió en el cuidador de Swan, quien además de padecer SIDA es invidente.  Swan ha sido parte del movimiento gay en Palm Springs.

Ayudó a crear el primer monumento en el país para los Veteranos Gays y ha sido parte del primer grupo de abiertamente gays que marcharon en el Día de los Veteranos en Palm Springs.

La pareja se comprometió en la Navidad pasada y planeaban casarse el Día de San Valentín, pero no contaban con que Hernández iba a ser detenido el 28 de diciembre.

Arrestado en un casino

El indocumentado fue arrestado en el Spa Resort Casino por por una violación previa al haber entrado siendo menor de edad.

Después de ser sentenciado por traspaso de propiedad, cuando salía de la Corte en Indio, en el elevador del edificio fue detenido de nuevo, esta vez por un agente de migración quien le dijo que tenía cargos pendientes.

Hernández fue traído al país por su familia cuando tenía siete años. Desde entonces no ha regresado a México y ha vivido su vida entera en Palm Springs.

Tiene en su historial, un arresto por posesión de drogas y por habérsele encontrado material relacionado con drogas en su apartamento. Eso lo descalificó para la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) que le hubiera permitido tener un permiso de trabajo y ser deportado.

Hernández tiene una audiencia de deportación para el 23 de marzo.

El caso de Guillermo Hernández fue citado por el asambleísta Rob Bonta en una conferencia de prensa el viernes pasado, al presentar su proyecto de ley, el Acta de la Verdad, AB2793 para evitar que las policías locales y alguaciles le avisen al ICE cuando un indocumentado se apresta a salir libre de sus instalaciones.

“Estamos muy preocupados por estas prácticas. Es muy molesto que cuando Guillermo trabajaba en su rehabilitación, ICE se lo haya llevado. Hemos visto muchos casos similares”, se lamentó.