LinkedIn, no solo le interesa a Microsoft, también a usted

La red profesional en la Red ha sido comprada por Microsoft pero todos los trabajadores la deberían tener en cuenta
LinkedIn, no solo le interesa a Microsoft, también a usted
Microsoft ha acordado la compra de esta red profesional por $26,200 millones./Shutterstock
Foto: Shutterstock

El lunes Microsoft sorprendió con un gran anuncio: la empresa ha comprado la mayor y más valiosa red profesional en la red, LinkedIn. El acuerdo es pagar $26,200 millones por una empresa con 433 millones de miembros en todo el mundo y que crece anualmente en este sentido a un ritmo del 19%.

Y tal y cómo se mueve el mundo laboral, las ofertas de empleo, los recursos humanos, a usted, señor o señora trabajadora, profesional de cuello blanco o azul, también le interesa LinkedIn.

“En nuestro mundo decimos que si no estás linked-in (conectado), estás linked-out (desconectado)”, explica Tony Lee, vice president de la Sociedad para la Gestión de Recursos Humanos (SHRM, en sus siglas en inglés). “Incluso cuando alguien tiene referencias de un profesional o ha conseguido la hoja de vida por otro lado los expertos en recursos humanos van a buscar el resumé también en esta red”, explica Lee antes de aconsejar a todo el mundo que lo tenga tan actualizado como sea posible.

En el caso de que no se esté en esta red, muchos responsables de recursos humanos se van a preguntar porqué no está y a decir de muchas personas en posición de buscar empleados, en caso de que no se encuentre el perfíl, y según qué profesiones o puestos, se puede llegar a desestimar una candidatura.

Según este experto tener una buena hoja de vida en esta red es necesario no solo para profesionales en el mundo de los servicios sino “para todas las personas que tienenun oficio. A mi no me extrañaría que el fontanero que le arregla una avería en la casa tiene un perfil en LinkedIn si está en una gran ciudad”. Lee concede que en el mundo de la mano de obra de cuello azul no es tan frecuente fuera de las grandes urbes pero la tendencia es que cada vez más gente se registre. “Es como una tarjeta de presentación para cualquier profesional o trabajador”, explica.

Qué tener en cuenta

  • Actualizaciones: No solo en la foto (que debe ser reciente y profesional, no basta un selfie) sino en las descripciones, referencias, formación….
  • Capacidades. Tony Lee, de la SHRM, explica que es muy conveniente resaltar las capacidades que tiene cada trabajador, incluso tanto o más que la experiencia porque los trabajos están cambiando mucho y lo que importa valorar es qué ofrece personalmente un trabajador que sea personal y cuadre profesionalmente con la necesidad de una empresa.
  • Sumario. Solo hay una primera oportunidad para causar una buena primera impresión. Eso es algo que se consigue en el sumario. No tenga prisa por hacerlo, hágalo bien y centrándose en lo que quiere de su vida profesional y lo que ofrece.
  • Trate de conseguir la URL del perfil profesional. No es lo más importante porque como dice Lee, hay muchas maneras de encontrar el perfil que se busca, pero a la hora de promocionarse es mejo incluirlo como firma en un e mail, en la hoja de vida o en la tarjeta de presentación.
  • Ojo con las faltas de ortografía y erratas. Todos caemos en ello. No se canse de revisar lo que escribe cuando tenga el tiempo para ello.
  • Vínculos. Haga vínculos (links) con sus trabajos en la red, o los grupos a los que pertenece, sus afiliaciones, sus publicaciones.