“Los crímenes más sádicos se dan bajo el influjo de las drogas”

Un abogado empuja en el Estado de México una opción local que cierre las puertas a cualquier intento de legalización de las drogas
“Los crímenes más sádicos se dan bajo el influjo de las drogas”
Carlos Mata sostiene uno de los documentos de defensa de violencia homicida.
Foto: Cortesía/Grupo Delos

MÉXICO.– Durante más de dos décadas, el abogado Carlos Mata, fundador del despacho jurídico Delox y activista contra la violencia, ha observado el consumo de drogas como un común denominador en el perfil de varias docenas de criminales que asesinaron, torturaron y atacaron a víctimas que posteriormente él personalmente ha tenido que defender.

“Algunos de estos delincuentes al ser presentados antes las autoridades están tan drogados que ni siquiera pueden declarar”, cuenta a este diario. “Luego durante la abstinencia caen en cuadros de psicosis que te hacen comprender por qué actuaron con tanto sadismo”.

Mata es uno de los más reacios defensores de familias con hijas víctimas de feminicidios y desapariciones en Ecatepec, Estado de México, (alrededor de 400) y a la vez uno de los más fervientes opositores a la legalización de las drogas y desde su trinchera -con apoyo del diputado local Tarssio Ramírez- impulsa en el congreso una ley contra la legalización de las drogas.

“No sólo estamos en contra sino que queremos que se eleven las penas a todos aquellos delincuentes que cometan sus fechorías bajo el influjo de los enervantes”.

Erick Sanjuan Palafox “El Mili” es un ejemplo que Mata usa siempre como punta de lanza para fijar su postura cada vez que se abre el debate de la legalización de la marihuana (o a la amapola, recientemente) en México apoyada por grupos civiles como México Unido contra la Delincuencia.

El Mili –quien fue llevado y procesado hasta un juez por feminicidio- reclutaba a adolescentes de la zona conurbada de la Ciudad de México ofreciéndoles marihuana que aparentemente robaba de las incautaciones del cuartel y, drogados, violaban a mujeres hasta que con una se les pasó la mano: “le metieron una estopa con corrosivo en la vagina para torturarla antes de asesinarla”.

Mata se estremece cada vez que cuenta esta historia, pero las tendencias internacionales no le favorecen: en Estados Unidos 16 estados han legalizado la marihuana para uso medicinal y dos (Washington y Colorado) para uso recreativo mientras en México se tienen que importar algunos medicamentos derivados de la cannabis o la amapola para ciertos usos.

https://s.graphiq.com/rx/widgets.js

De entrada, el presidente Enrique Peña Nieto manifestó su oposición “porque se ha acreditado que el consumo es nocivo para la salud de los jóvenes” aunque su secretario de Salud, Juan Ramón de la Fuente, matiza que los riesgos de adicción a la marihuana es del 9%; a la cocaína, el 15% frente al 32% del tabaco.

En los últimos meses el congreso abrió una mesa de diálogo en la que expertos en diversas áreas vertieron sus argumentos a favor y en contra para luego seguir en el mismo dilema sin legislar.

Frente a tal indecisión y siguiendo el ejemplo de las entidades que legislaron en la Unión Americana para legalizar la marihuana, pero con intensiones contrarias, Mata empuja en el Estado de México una opción local que cierre las puertas a cualquier intento de legalización de las drogas.