Redes y tecnología hacen visibles casos de presunta brutalidad policial

La transmisión en Facebook live de la muerte de un hombre en Minnessota a manos de la policía, los videos de la muerte de otro en Louisiana, han generado una fuerte reacción del público y las autoridades, aunque tomará tiempo que esto se traduzca en cambios reales, dicen expertos
Redes y tecnología hacen visibles casos de presunta brutalidad policial
La mujer, identificada en su página de Facebook como Lavish Reynold transimitió en vivo el asesinato de su pareja.
Foto: STF/AFP/Getty Images

Por primera vez en la historia, la muerte de un hombre desarmado a manos de la policía, fue transmitida en vivo por Facebook. Pocas horas antes, dos vídeos revelaron otro caso, en que la policía arremetió y mató a balazos a un hombre que venía CD´s en el estacionamiento de una tienda cuando ya estaba sometido y en el suelo.

Los dos eventos, ocurridos en Minnesota y Louisiana respectivamente, fueron difundidos rápidamente por medios sociales, generando una reacción inmediata del público y poco después de las autoridades.

El “Facebook live” de la página de Lavish Reynolds, la mujer que iba en el carro con Philando Castile, de 32 años de edad, registra ya 3.8 millones de vistas en su página y fue compartido casi 300,000 veces.

En el gráfico video se muestra al hombre, que iba de pasajero en el vehículo, con la mujer y una niña de 4 años, cuando él ya había sido balaceado y tenía la camisa llena de sangre.

(COMBO) Varias escenas del perturbador video.
(COMBO) Varias escenas del perturbador video.

Estos no son los primeros casos en los que un video pone un posible caso de brutalidad policial en la palestra pública. Quizá el primero en la historia, antes del internet y los “smart phones”, fue la golpiza a Rodney King en 1991, capturada por una videocámara y compartida con una estación de televisión local.

Pero en años y meses recientes, los vídeos se han sucedido rápidamente, creando un gran impulso a movimientos como “Black Lives Matter” en respuesta al gran número de casos en los que la víctima es una persona de raza negra y en general, mayores protestas públicas pidiendo justicia.

Entre los casos recientes están los de Eric Garner y Tamir Rice, también capturados en video.  Otros, como la muerte de Michael Brown en Ferguson no lo fue, pero los medios sociales facilitaron la difusión de información y organización de marchas y protestas al respecto.

Jay Ariel Cortez lleva 4 años trabajando en medios sociales, incluyendo en Being Latino, una agencia de medios digitales que tiene más de 4,7 millones de seguidores latinos en Facebook.

Cortez dice que cada vez que ocurre uno de estos eventos “hay un aumento dramático en el diálogo sobre los mismos, particularmente el uso de ciertos “hashtags”” y la organización de grupos para realizar protestas y marchas.

Mayor visibilidad a eventos

Los expertos coinciden en que la tecnología está cambiando la visibilidad de estos eventos y obligando a una mayor transparencia de parte de las autoridades, aunque el progreso sea lento.

“Es tremendamente inocente pensar que estas muertes a manos de la policía comenzaron a pasar una vez que se inventaron las cámaras en los teléfonos”, dijo Paul Levinson, profesor de comunicaciones y medios sociales de Fordham University.

Estos incidentes han pasado durante décadas y quizá siglos, dijo Levinson.

Roberto Suro, profesor de periodismo en la Universidad del Sur de California, dijo que antes de existir esta tecnología, muchos de estos incidentes “jamás salían a la luz y si lo hacían, era mucho después”.

“Los detalles casi siempre estaban bajo el control total de las autoridades y a menudo se enterraban por razones burocráticas o porque no querían que el público se enterara”, dijo Suro. “Pero ahora lo vemos con nuestros propios ojos, mientras que antes era, generalmente, la palabra de un policía contra la de un hombre muerto”.

Los videos y los medios sociales también pueden difundir información errada, o dar una apariencia equivocada de lo ocurrido, advirtió Tod Burke profesor de justicia criminal de Radford University y ex policía de Maryland.

“Es importante que permitamos que se realice la investigación”, dijo Burke. “He visto ambos videos y aunque hay cosas perturbadoras en ambos, también hay cosas que no vemos y que la investigación debe revelar”.

Casi al momento de la transmisión en vivo de la muerte de Philando Castile por Facebook, a manos de un agente de policíal, hubo protestas y reacciones frente a la mansión del gobernador de Minnessota,
Casi al momento de la transmisión en vivo de la muerte de Philando Castile por Facebook, a manos de un agente de policíal, hubo protestas y reacciones frente a la mansión del gobernador de Minnessota.

Burke indicó que en el caso del hombre muerto en el carro, “no vemos lo que pasó antes del tiroteo” y en el otro incidente en Baton Rouge Louisiana, en el que resultó muerto Alton Sterling, “no se ve todo, no podemos ver la otra mano del hombre, lo que vieron los agentes ni lo que pasó antes del video”.

Agregó Burke que “no sabemos si los videos están siendo manipulados o no y a veces, los medios sociales ayudan pero también obstruyen las investigaciones”.

El juicio que se haga de cada incidente en particular, sin embargo, no cambia el hecho de que cada vez son más los tiroteos como estos que están grabándose en vídeo y difundiéndose en medios sociales y que el país –y el mundo- está más enterado de que estos ocurren.

Como consecuencia, la reacción de las autoridades es más rápida. Si antes tardaban días o semanas en iniciarse investigaciones – o a veces más- esta vez altos funcionarios como el gobernador de Minnesota se vieron obligados a reaccionar de inmediato, cuando grupos organizados por medios sociales se presentaron a manifestarse frente a su mansión.

La queja generalizada es, sin embargo, que estos casos saltan a la palestra, se difunden por todo el mundo y “nada pasa”.

Suro señala que aunque la difusión y reacción cambia, lo que no cambia es la lentitud con la que las instituciones como la policía pueden llegar a transformarse.

“Lleva tiempo y esfuerzo cambiar instituciones, el que más personas sepan que hay problemas no quiere decir que se resuelvan automáticamente”, dijo el profesor. “Quizá incluso crea la ilusión de que así será. Pero si, la verdad toma tiempo en salir y también los procesos de cambio”.

Alrededor de la web