Amplían a otros familiares programa para menores refugiados en Centro América

Además, se anunció que Costa Rica aceptará recibir a los más vulnerables de estos migrantes mientras se procesan sus casos para proteger sus vidas, pero deben seguir un proceso antes de entrar a ese país.

Amplían a otros familiares programa para menores refugiados en Centro América
La ampliación del programa migratorio beneficiará a quienes buscan asilo en EEUU.
Foto: Getty Images

Reconociendo que las medidas tomadas hasta ahora para ayudar a refugiados que escapan del Triángulo Norte de Centroamérica no han sido suficientes, el gobierno estadounidense anunció hoy la ampliación de su programa de solicitud legal de refugio en El Salvador, Honduras y Guatemala.

El Programa para Menores Centroamericanos (CAM) existente desde 2014, permitía a menores de edad que tuvieran un padre o madre con estatus legal en Estados Unidos (incluyendo TPS) solicitar refugio o permiso humanitario para venir a este país.

Pero a partir de este nuevo cambio, que se implementará en los próximos meses, otros familiares podrán acompañar a un menor que califique, incluyendo otro progenitor que esté en uno de esos países, hermanos mayores, tíos y abuelos.

“Hemos hecho estos cambios porque es evidente que los esfuerzos realizados hasta ahora son insuficientes para ayudar a la cantidad de personas que pueden  tener casos de asilo”, dijo Amy Pope, asesora del Departamento de Seguridad Nacional (DHS), durante una teleconferencia con medios este martes.

COBERTURA ESPECIAL SOBRE INMIGRACIÓN 

Además, se anunció también que Costa Rica, un país adyacente a los otros tres afectados por altos niveles de violencia y pandillerismo, aceptó un acuerdo de protección para “Transferencia de Refugiados” (PTA) por el cual aceptará los casos de personas más vulnerables para procesarlos allí antes de reasentarlos en un tercer país.

De esa manera, las personas en peligro pueden salir más rápidamente de su país, indicaron funcionarios.

Las redadas de 2016 se debían a la ola de familias que cruzaron de manera ilegal a EEUU desde El Salvador, Guatemala y Nicaragua.
Las redadas de 2016 se debían a la ola de familias que cruzaron de manera ilegal a EEUU desde El Salvador, Guatemala y Nicaragua. Foto: Getty

Anne Richards, quien es secretaria asistente para la oficina de población, refugiados e inmigración del Departamento de Estado de Estados Unidos, dijo que Costa Rica recibirá hasta 200 personas por un proceso que comenzará en sus países de origen e identificará a los que sufran un peligro inminente a sus vidas.

“Será un sitio de estadía temporal mientras se les procesa su asentamiento en otro país”, dijo Richards, quien dijo que la Organización de Naciones Unidas y la Organización Internacional de Migración también colaborarán en el proceso.

El acuerdo con Costa Rica busca ofrecer protección más rápida a quienes enfrentan un peligro inminente. Recientemente, un reporte del Defensor del Pueblo (Ombudsman) de USCIS, el Servicio de Ciudadanía e Inmigración, señaló que el programa existente para menores se tardaba demasiado para personas en peligro inminente (hasta un año) y es demasiado costoso ya que requiere un examen de ADN para establecer consanguinidad.

“El tiempo que toma procesar las solicitudes de CAM presenta un riesgo significativo para los menores elegibles en América Central, especialmente los que están bajo peligro inminente”, dijo el reporte publicado recientemente por el Ombusdsman.

“En algunos casos, hay menores que han perdido la vida mientras esperaban la aprobación de sus casos”.

El programa de Costa Rica es pequeño, sin embargo, y es por eso que las autoridades estadounidenses han ampliado también el “screening” o investigación de antecedentes en sus países de origen, dijo Alejandro Mayorkas, subsecretario de DHS.

COBERTURA ESPECIAL: NIÑOS MIGRANTES

Nuevo programa incluye a familiares adultos

El cambio ha sido impulsado por el nuevo aumento en la llegada de familias con menores de edad y de niños solos por la frontera en este año fiscal con respecto al anterior. Desde el 1 de octubre hasta Junio, Estados Unidos ha arrestado a casi 33,000 personas entre menores solos y familiares provenientes de esos tres países de América Central.

El programa CAM comenzó lentamente, con pocas solicitudes y un proceso lento, pero en los últimos 9 meses se ha acelerado considerablemente, dijo Mayorkas.

Muchas madres que escaparon de Centroamérica con sus hijos menores para salvarlos de la violencia, están siendo deportadas al no tener acceso a un abogado. Foto: EFE
Muchas madres que escaparon de Centroamérica con sus hijos menores para salvarlos de la violencia, están siendo deportadas al no tener acceso a un abogado. Foto: EFE

Durante el primer año, unos pocos cientos de personas solicitaron el programa CAM y alrededor de 600 menores ya están en los Estados Unidos. No obstante, actualmente ya son 9,500 los que están en proceso  y 2,880 jóvenes ya están aprobados para venir al país.

“Hemos visto un crecimiento tremendo en el CAM”, dijo Mayorkas, quien apuntó que la nueva expansión para permitir la inclusión de familiares “también logra el objetivo de lograr la unidad familiar”.

Para resumir, el actual programa CAM beneficia a :

  • Menores residentes de El Salvador, Guatemala u Honduras que estén bajo peligro inminente y que tengan un padre o madre residente legal en Estados Unidos que los solicite.

Bajo la expansión, CAM beneficiará además a :

  • Hermanos mayores de 21 años, padre biológico que esté en el país de origen –aunque se sigue exigiendo que uno de los padres ya esté en Estados Unidos”
  • Cuidadores del menor que también sean familiares del padre solicitante. Cada caso se evaluará por separado, dijo Mayorkas.

Mayorkas agregó que México también aceptó expandir su programa de asilo tras la reunión entre el presidente de ese país Enrique Peña Nieto y el Presidente Barack Obama la pasada semana en Washington.

Bien… pero no suficiente, dicen expertos

Greg Chen, de la Asociación Nacional de Abogados de Inmigración, dijo que aunque el paso es positivo, no encara la situación de los miles de familias, particularmente madres y niños, que están detenidos y están siendo agresivamente deportados por el actual gobierno.

Buena parte de estos detenidos carecen de defensa legal, aunque hay una red de defensores pro bono que los ayuda, y los que carecen de la misma tienden a perder sus casos y salir deportados.

//platform.twitter.com/widgets.js

Grupos proinmigrantes han pedido al presidente considerar un Estatus Temporal de Protección o TPS, pero hasta ahora ese ruego no ha sido escuchado.