Coches ecológicos de alquiler pensados para personas con pocos ingresos

Habrá disponibles 100 autos eléctricos en más de 40 localizaciones a finales de año
Coches ecológicos de alquiler pensados para personas con pocos ingresos
Vehículos eléctricos de la compañía BlueLA
Foto: Cortesía de Tim Frisbie / Shared-Used Mobility Center

Ser más respetuosos con el medio ambiente, contaminar menos… son demandas de nuestra sociedad actual.  No obstante, muchas personas no pueden permitirse comprar un coche eléctrico, pero sí quizá, puedan  alquilar uno. Ese es el objetivo de un nuevo servicio de autos eléctricos compartidos destinado a los barrios con menos ingresos de Los Ángeles.

El BlueLA Electric Car Sharing Program, anunciado por el alcalde Eric Garcetti este viernes, traerá 100 autos eléctricos y 200 estaciones de carga de vehículos eléctricos a Westlake, Pico-Union, Koreatown, Echo Park y el centro de Los Ángeles a partir de este verano y hasta el final de año.

Los autos estarán disponibles 24/7 en los quioscos de autoservicio y se podrán alquilar por minuto o mediante una suscripción mensual. Los costos exactos todavía no han sido fijados, pero se espera que la cuota mensual cueste unos 10 dólares mientras que el precio por minuto no supere los 20 centavos.

Aunque cualquier persona podrá alquilar uno de esos automóviles, habrá incentivos especiales para los usuarios con bajos ingresos: un descuento del 25% para quienes paguen por minuto, y un descuento de hasta el 80% respecto a la cuota mensual de 10 dólares. 

“El enfoque de BlueLA en los barrios desfavorecidos y la accesibilidad de la tecnología de bajas emisiones lo convierten en un servicio para compartir autos único en el país”, aseguró Hervé Muller, presidente de BlueLA.

Los legisladores estatales han estado presionando a los californianos para que consideren vehículos de cero emisiones como los autos híbridos y eléctricos. “No se puede hacer un buen programa ambiental si no incluye a todos, y los ingresos no deben dictar el activismo de las personas”, dijo el alcalde Garcetti.

Las estaciones BlueLA estarán a pie de calle y consistirán en un puesto de autoservicio, y unas cuatro o cinco plazas de aparcamiento con un cargador eléctrico. Los usuarios podrán devolver el coche en la plaza más próxima al punto donde finalice su recorrido.