DHS dice no a sheriff anti-inmigrante

Defensores civiles ahora piden su salida de la comisaría de Milkwaukee
Sigue a La Opinión en Facebook
DHS dice no a sheriff anti-inmigrante
Clarke había prometido convertirse en el agente más "severo" de la política migratoria de Trump
Foto: Spencer Platt / Getty Images

Activistas de Wisconsin apoyaron hoy la decisión del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de no contratar al polémico alguacil de Milkwaukee, David Clarke, y reiteraron el pedido de que sea destituido de este cargo.

Clarke, alguacil de este condado desde 2002, anunció que asumiría a fines de este mes de junio como secretario asistente del DHS, pero su nombre ya no es tenido en cuenta como candidato al puesto, según declaró hoy a medios nacionales un vocero de este departamento.

Aunque el nombramiento no necesitaba confirmación del Congreso, medios como la cadena CNN señalaron hoy que el proceso se vio afectado por una serie de problemas y acusaciones, entre ellas relacionadas a un supuesto abuso de poder en el manejo de la cárcel del condado y que además plagió partes de una tesis de su maestría, que escribió en 2013 sobre seguridad nacional.

“Clarke no está capacitado para ocupar un cargo de Gobierno”, declaró hoy Christine Newman-Ortiz, de Voces de la Frontera de Milwaukee, al tiempo que reiteró el pedido al gobernador de Wisconsin, Scott Walker, de que lo destituya y nombre un alguacil interino hasta que haya elecciones en 2018.

La activista aludió en un comunicado la “actitud beligerante” de Clarke hacia los afroamericanos, latinos, musulmanes, homosexuales “y cualquiera que no esté de acuerdo con él” y que de haber sido nombrado habría apoyado “una cultura de muerte y tortura” hacia los inmigrantes.

Recordó que Clarke se había ofreció a promover la agenda antiinmigrante del presidente Donald Trump con un papel “más agresivo” por parte del Gobierno.

Voces de la Frontera y otros grupos de Wisconsin atribuyen que no se haya nombrado a Clarke debido a las dos huelgas y marchas que se realizaron este año en su contra y en oposición a su intento de implantar en Milwaukee el programa 287g de la Oficina de Inmigración y Aduanas (ICE), que da a policías locales autoridad para realizar labores de agentes migratorios.

Craig Peterson, asesor político de Clarke, dijo hoy en un comunicado que el alguacil “analiza otras opciones”, dentro y fuera del Gobierno, pero no confirmó su permanencia en el cargo.

Clarke, que antes de ser alguacil trabajó 20 años en el Departamento de Policía de Milwaukee, fue uno de los pocos afroamericanos que habló el año pasado en la convención nacional del Partido Republicano.

Además de su enfrentamiento con los grupos proinmigrantes de Wisconsin, defiende la tenencia de armas y considera una “anarquía” la existencia de grupos como Black Lives Matter, que denuncian la violencia policial y el abuso del uso de la fuerza letal contra las minorías.

Alrededor de la web