Hallan un tumor de 46 libras en un perro y su dueña es arrestada

El perro fue abandonado en la playa de Newport, en California

Hallan un tumor de 46 libras en un perro y su dueña es arrestada
Este Golden Retriever llamado Henry tenía un tumor de 46 libras.
Foto: Newport Police Department

Henry era un pobre perro de raza Golden Retriever condenado a morir abandonado. Su dueño lo dejó tirado en la carretera, pero lo triste es que, además de estar solo, también estaba enfermo.

Afortunadamente, por cada monstruo en el mundo que abandona un perro, podemos decir que a veces hay un ángel que los salva. En este caso, el rescatador de Henry fue Valerie Schomberg, oficial del servicio de control de animales.

En mayo de 2016, Valerie encontró a Henry abandonado en una playa en California con un enorme bulto que sobresalía de su lado derecho. Se trataba de un tumor de, nada más y nada menos, que 46 libras.

Valerie se dispuso a ayudar al golden retriever y salvar su vida, aunque tuviera que asumir los costes veterinarios de la cirugía para extirpar el tumor. Afortunadamente, todo los costes fueron cubiertos por donaciones.

Según explica la Dra. Karla Nichols, “era muy obvio que el animal necesitaba cirugía, su pierna delantera derecha estaba teniendo dificultades para soportar su peso” – así que había que actuar rápido.

Después de una cirugía exitosa, el golden retriever estaba corriendo y tener una pelota en el Newport Beach Animal Shelter y su nuevo peso de 78 libras!

“El tumor era canceroso, pero no es metastásico (lo que significa que no se extendió a ningún otro lugar) y el equipo quirúrgico lo pudo extirpar al completo”, informan desde el refugio de animales de Newport. “Estamos agradecidos por todos los pensamientos positivos, deseos y apoyo que Henry y nuestro personal han recibido a lo largo de su tratamiento”.

Hasta dos años de cárcel por abandono

La propietaria anterior, Sherri Haughton, de Newport Beach, fue acusada de delitos menores por descuido y falta de cuidado al animal, abuso animal causando lesiones graves en su salud. .

Haughton no fue arrestada, pero enfrenta hasta dos años en la cárcel del condado de Orange, en California.

Un final feliz

“Es un perro feliz ahora que ha recibido el tratamiento que necesita”, dijo Nick Ott, un oficial de control de animales del Departamento de Policía de Newport Beach.

Según informaron los funcionarios en rueda de prensa, hay maneras de cuidar a las mascotas si los dueños no pueden permitirse el lujo de hacerlo, incluyendo entregarlo a los servicios de animales. La Sociedad del Condado de Orange para la Prevención de la Crueldad a los Animales ofrece asistencia para aquellos que no pueden pagar el tratamiento de sus animales y los residentes pueden donar a la ciudad para ayudar a cuidar a estas mascotas.