Charlie Beck sorprende a todos al anunciar que deja la jefatura del LAPD

Es el tiempo correcto para irme porque tenemos un alcalde fuerte y un concejo unificado, dice el jefe de la policía
Charlie Beck sorprende a todos al anunciar que deja la jefatura del LAPD
El enero, Charlie Beck anunció su retiro en una rueda de prensa junto al alcade Eric Garcetti, a quien corresponde la elección del sucesor.
Foto: Aurelia Ventura / La Opinión / ImpreMedia

El jefe del Departamento de la Policía de Los Ángeles, Charlie Beck levantó una ola de exclamaciones de sorpresa y dejó a reporteros y a no pocos oficiales de policía anonadados cuando al final de una conferencia de prensa para dar a conocer las más recientes estadísticas del crimen, anunció que dejará el cargo el 27 de junio, dos años antes que de que se le venza el plazo de su nombramiento.

“Por qué ahora? Por qué no antes. Ahora es el tiempo correcto para la Ciudad. Tenemos un alcalde fuerte en su segundo periodo que sabe lo que necesita de un jefe de la policía y del LAPD. Ha nombrado un experimentado comisionado de Policía que puede dirigir la búsqueda  para el nuevo jefe. Y tenemos un Concejo de la Ciudad unificado que será parte de ese proceso”, dijo emocionado al hacer pública su decisión.

Pero agregó que en Los Ángeles hay una población que cree y tiene fe en el Departamento de Policía y será una voz fuerte acerca de lo que quieren del próximo jefe. “Es el tiempo correcto para el LAPD, del que he sido parte por más de 40 años. Es importante para mi que este Departamento de Policía triunfe y salga adelante”, dijo.

El jefe de la Policía de Los Ángeles Charlie Beck dejará el cargo el 27 de junio. (Foto: Aurelia Ventura/La Opinión)

Señaló que los siguientes cinco meses antes de su retiro van a permitir escoger al jefe adecuado sin necesidad de nombrar un jefe interino.

” Nunca habíamos tenido un liderazgo tan fuerte en el LAPD. Hemos formado una gran generación de líderes que ahora están a cargo de otros departamentos de policía y del Sheriff. Tenemos 25 jefes en otras agencias que han salido del LAPD; y hemos exportado por toda la nación. Es el tiempo de escoger al jefe correcto para el Departamento de Policía de entre esos líderes. La Ciudad y el LAPD está lista para la selección”, sentenció.

Beck quien este año cumple 65 años ha sido jefe del LAPD desde noviembre de 2009.  Su último nombramiento por cinco años se vencía en noviembre de 2019. “Servir a los hombres y mujeres del LAPD  – mi familia ha sido un privilegio que nunca pensé que sería merecedor”, dijo.

Beck anunció su retiro sorpresivo de las filas de la corporación policiaca. (Foto: Aurelia Ventura/La Opinión)

Comenzó como oficial de reserva en marzo de 1975. Se convirtió en oficial de tiempo completo en marzo de 1977 cuando fue nombrado patrullero de la policía. Fue promovido a sargento en 1985; en 1993 lo hicieron teniente; fue ascendido a capitán en 1999 ; y a comandante en 2005. En 2006, se hizo subjefe de la policía el mismo rango que su padre George Beck consiguió como policía de Los Ángeles. En 2009 se convirtió en el jefe del LAPD número 56. Durante su periodo como jefe de la policía que vigila a 4 millones de angelinos, se puso en marcha la política que estableció cámaras en los uniformes de los agentes policiacos, y el programa de entrenamiento especializado durante situaciones peligrosas.

En su cuenta de Twitter dijo que “El departamento está listo para ojos frescos que lleven a nuestra organización a niveles aún más altos. Gracias a Los Ángeles por dejarme servir todos estos años”.

Reacciones de reconocimiento

El alcalde Eric Garcetti dijo que Los Ángeles ha estado en las manos más capaces desde el momento que Charlie Beck se convirtió en jefe de policía. “Él está forjado en hierro pero ha dirigido el LAPD con el corazón”. Consideró que cuando hubo críticas de ambos lados, el jefe Beck abrazó un camino firme de reformas en un momento duro para la vigilancia policiaca en Estados Unidos”, dijo.

Agregó que es uno de los hombres más honorables que han dirigido el LAPD, y él debe estar orgulloso de lo que ha logrado para la gente de Los Ángeles.

El fiscal de la ciudad de Los Ángeles, Mike Fueur dijo que “como hijo de un oficial de policía y miembro por mucho tiempo del LAPD, el jefe Beck siempre ha visto la vigilancia policiaca como una manera de transformar las comunidades y cambiar el mundo.

“Construyó una fuerte confianza en los barrios de Los Ángeles, centrada en pilares sólidos de vigilancia policiaca constitucional. Ha sido un aliado muy apreciado para mi y de la oficina que dirijo”, señaló.

El concejal Mitch Englander opinó que bajo el mandato del jefe Beck el departamento de Policía observó algunas de las reducciones en el crimen violento en la historia de la Ciudad. “Implementó reformas que modernizaron el departamento, construyó confianza, y fortaleció relaciones con comunidades diversas, e hizo del LAPD un departamento modelo para las ciudades, a nivel mundial.

Contentos con su partida

A algunos grupos como, la organización Black Lives Matter les alegró la noticia de que el jefe Beck vaya a dejar el cargo. Desde el año pasado venían pidiendo su renuncia ya que lo acusaban de perpetuar una cultura de impunidad en las filas policiacas; y proteger a los policías involucrados en crímenes y en violaciones de los derechos civiles de la comunidades afroamericana.

En su cuenta de Twitter publicaron: “Cuando peleamos ganamos. El jefe del LAPD, Charlie Beck acaba de anunciar su renuncia. Hemos estado coreando #FireBeck desde 2015, presentándonos a la comisión de Policía cada semana, y haciendo peticiones al alcalde. ¡Ganamos!”