Este cambio en las licencias de conducción busca proteger a miles de indocumentados de ICE

Un arma más en contra del acoso de ICE
Este cambio en las licencias de conducción busca proteger a miles de indocumentados de ICE
Desde ahora las licencias de conducción en el estado de Washington no tendrán el lugar de nacimiento
Foto: ICE

Un simple cambio con el fin de proteger a miles de indocumentados en el estado de Washington ha sido adoptado por las autoridades.

El Departamento de Licencias de este estado ha emitido una norma de emergencia para cambiar los requisitos de licencias de conducir para blindarlos del acoso de ICE. Desde ahora los conductores ya no tienen que identificar su lugar de nacimiento.

La nueva normativa permite que residentes del estado que soliciten su licencia de conducción, permiso de aprendizaje de conducir o identificación estándar no tendrán que enumerar el lugar de nacimiento, de acuerdo con la orden que entró en vigencia el pasado viernes.

Es sabido que ICE ha arremetido contra inmigrantes solo por el hecho del lugar de nacimiento en sus licencias de conducción.

La implementación de esta normativa contrasta en el reciente informe del Seattle Times que reportó que el Departamento de Licencias de Washington había estado proporcionando información personal de los residentes a ICE, lo cual podría ser utilizado para detener y deportar a los inmigrantes indocumentados .

Desde que el reporto se hizo público el pasado 15 de enero el gobernador del estado, Jay Inslee ordenó que la práctica se detuviera de inmediato. Desde ahora solo se proporcionará si los agentes de inmigración tienen una orden judicial.

Fue por esta razón que se agilizó la entrada en vigencia de la nueva normativa que exime a los conductores de dictar su lugar de nacimiento en este documento.

Washington es uno de los pocos Estados que permiten a los inmigrantes indocumentados a obtener una licencia de conducir.

Inslee firmó una orden ejecutiva el año pasado declarando que las autoridades estatales y locales no ayudaría a las autoridades federales deportar a los inmigrantes en el estado.