El Festival Internacional de Cine Latino de Los Ángeles vuelve con fuerza tras cinco años de ausencia

El evento se celebrará del 20 al 24 de junio en el Chinese Theatre de Hollywood

El Festival Internacional de Cine Latino de Los Ángeles vuelve con fuerza tras cinco años de ausencia
Ana de la Reguera y Edward James Olmos clausuraron la edición de 2010, una de las últimas... Hasta ahora.
Foto: LALIFF (Captura Twitter)

Anteriormente conocido como el Festival Internacional de Cine Latino en Los Ángeles, el LALIFF regresa tras cinco años de ausencia con energías renovadas y la intención de convertirse en “la meca mundial del cine latino”. El evento se celebrará del 20 al 24 de junio en el Chinese Theatre de Hollywood.

El regreso tiene lugar en un momento “crítico” debido al “clima social” que se respira en el país, según dijo Edward James Olmos, cofundador del festival y fundador del Instituto Latino del Cine (LFI): “durante demasiado tiempo hemos estado hablando sobre problemas de desigualdad y falta de diversidad en nuestra industria, y estamos deseando ser parte de la solución”.

El nuevo equipo del festival lo forman Rafael Agustín, como director ejecutivo; Diana Sánchez, como directora de programación; y Dilcia Barrera, como responsable de la programación de cortometrajes.

En julio de 2012 se anunció que el festival no se celebraría en ese año por falta de financiación. El certamen regresó en 2013 pero no ha vuelto a organizarse desde entonces. “Honestamente, hace cinco años decidimos concentrar toda nuestra energía en el programa educativo Youth Cinema Project (creado por el LFI), con niños desde los 9 años aprendiendo a hacer cine”, comentó a Efe Agustín, quien también es uno de los guionistas de la popular serie Jane the Virgin.

El Youth Cinema Project cuenta con socios de relevancia como Walt Disney Animation Studios, Sony Pictures Entertainment, la propia Academia de Hollywood, el Instituto del Cine Americano (AFI) o la agencia de representación CAA.No nos fuimos a ningún lado, simplemente preferimos desarrollar ese programa. Ahora está en 16 distritos escolares de California. Está funcionando, así que es tiempo de regresar con LALIFF. Estamos desarrollando nuestra comunidad de jóvenes y ahora es tiempo de apoyar a los profesionales”, agregó Agustín.

Durante el tiempo que el certamen ha estado ausente, otros festivales similares como “Hola México” o el Festival de Cine de Guadalajara en Los Ángeles han cobrado importancia. “Hay espacio para todos. De hecho, cuantos más haya, mejor”, señaló Agustín.

“Lo que nos distingue es ese trabajo con la juventud latina, pero en este regreso no solo queremos centrarnos en las mejores películas nacionales e internacionales. Queremos que el festival sea la meca mundial del cine latino“, añadió el director ejecutivo del programa, que incluirá música en vivo, exposiciones de arte e incluso un festival de cine para estudiantes.

Diana Sánchez, que también es programadora en el Festival de Toronto, se encargará de que haya un equilibrio entre obras estadounidenses y extranjeras, aunque el cartel definitivo se conocerá el próximo mes. “En este regreso optaremos por una selección chiquita. Es más una muestra de cine, porque además esta edición no será competitiva“, indicó a Efe Sánchez, que prevé alrededor de 26 proyecciones, incluidos los programas de cortometrajes.

Este certamen siempre fue muy importante para los cineastas de la región“, señaló Sánchez, “en Los Ángeles es donde ocurre casi todo lo relacionado con el cine y muchos directores empezaron sus carreras enviando sus cortos o largometrajes aquí. Es un momento importante para relanzarlo”.

El regreso del festival llega pocos meses después de la publicación del informe “Desigualdad en 900 películas populares”, elaborado por la Universidad del Sur de California (USC), que reveló que únicamente el 3,1 % de los personajes de las principales películas de Hollywood desde 2007 hasta 2016 eran latinos. “Nosotros no vamos a protestar”, valoró García. “Nosotros trabajamos en silencio con los distritos escolares. Necesitamos desarrollar a nuestros artistas y asegurarnos de que tienen una plataforma para mostrar su trabajo al mundo“, apuntó.

Sánchez, por su parte, destacó la aparición en los últimos años de iniciativas como los Premios Platino o los Premios Fénix, “en un claro intento por unir la cultura hispana de las Américas”.

Pero ella sólo quedará satisfecha del regreso de LALIFF si el público responde: “estaré contenta si viene mucho público y se sienten reflejados y valorados. Quiero que sientan que el festival es para ellos, pero queremos atraer a cualquier tipo de público y que se queden con ganas de volver el año que viene”.