Próximos eclipses: Descubre cuándo son y cuál es su poder

En los últimos años y gracias al boom de la astrología existe cierta fascinación por el fenómeno de los eclipses
Próximos eclipses: Descubre cuándo son y cuál es su poder
Los eclipses anulares se ven como un anillo de fuego en el cielo.
Foto: (Getty Images)

Según la astrología, somos instantes de cielo caminando por la tierra, somos energías astrales. Los movimientos estelares nos atraviesan de forma tal que también las cuestiones que pasan en el mundo de lo celeste nos afectan. Un claro ejemplo son los eclipses, fenómeno que se da cuando el Sol, la Luna y la Tierra están alineados.

La palabra “eclipse” viene del latín eclipsis y significa “desaparición, ocultación total o parcial de un cuerpo celeste”; cada año se producen al menos dos de Sol y dos de Luna y en su mayoría son parciales.

En promedio hay un eclipse total de Sol en la Tierra cada 18 meses. Y a nivel más profundo, cuando sucede un eclipse lo que se eclipsa es la conciencia, el ego. O sea, surge lo que está por debajo, en un nivel más profundo.

En los últimos años y gracias al boom de la astrología, parece haberse instalado una cierta fascinación por estos fenómenos.

Durante este 2018 habrá cinco eclipses, dos ya ocurrieron durante: el 31 de enero fue el eclipse total de Luna y el 5 de febrero, el eclipse parcial de Sol. Tres más llegarán durante el invierno: el 13 y el 27 de julio y el 11 de agosto.

Cómo observarlos

No hay un ritual particular para ver un eclipse ni hace falta ir a ningún lugar. En todo caso, el ritual es tan sencillo como estar abiertas y atentas a lo que nos pasa, a lo que sentimos. No hay un instructivo. Como se “eclipsa” el ego, si prestás atención, vas a poder ver con más claridad y menos filtro lo que te pasa por dentro, y esa observación es personal. El ritual ni siquiera pasa por mirar la Luna, sino, en todo caso, mirar hacia dentro, no hacia fuera, porque todo está en una. Observar qué nos pasa cuando vamos al trabajo, cuando tenemos sexo con nuestra pareja, detenernos en cada una de esas cuestiones. Si quieres iniciar un ritual propio, puedes hacerlo cultivando el silencio durante 10 minutos por la mañana, por la tarde y por la noche durante el día del eclipse. Luego, anota y piensa qué quieres hacer con eso que salió en el silencio.

Toma conciencia, calla la radio mental y bájale el volumen a los pensamientos, ese es el mejor ritual.

¿Cómo nos benefician los eclipses?

Nos fuerzan a ir hacia dentro: En los eclipses de Luna, el universo nos lleva hacia lo más profundo. Todo está a flor de piel, y todo lo que pasa a nuestro alrededor es un disparador para que esa sombra salga a la luz. En los eclipses de Sol, lo que se eclipsa es nuestra voluntad, entonces nos deja en silencio para que vayamos a nuestra intimidad. Ambos eclipses nos fuerzan a ir hacia la conciencia, que es lo que está por debajo de lo manifestado, esa esencia que somos.

Nos conectan con un tema para trabajar: El poder de los eclipses surge en la medida en que nos conectemos con esa energía, y esa potencia tiene mucho que ver con la Luna y el Sol que está siendo eclipsado. En cada Luna hay un tema en particular por ver –en el recuadro. Puedes detectar la energía de cada Luna, y hay que ponerse en contacto con esa fuerza. Cuando nos resistimos a trabajar con una energía, nos toca la puerta proponiéndonos una escena para hacernos despertar. Es decir, de forma consciente o inconsciente, los eclipses nos atraviesan.

Nos ponen más a flor de piel: Como con los eclipses, se calla la mente, surge lo que está por debajo de nuestros mecanismos. Todo lo reprimido, lo contenido, sale a la luz. Su energía te lleva a tu fuente, te conecta con los miedos. Está en cada una de nosotras estar atentas a escuchar con mucha dignidad lo que surge de nosotras. No esperemos que la Luna nos dé algo que nosotras no nos damos, porque, aunque estemos bajo su luz, no nos vamos a iluminar.

Agenda de los próximos eclipses

13 de julio

Parcial de Sol (Sol y Luna en Cáncer): Es ideal para trabajar sobre nuestros mecanismos infantiles, nuestros ancestros, nuestro árbol genealógico. Pertenecer sin depender es la consigna. Y conectarnos con nuestra capacidad de cuidar. Es fuerte para todos los signos, pero especialmente para Cáncer.

¿Cómo aprovecharlo? Medita sobre tus antepasados, para limpiar esas trabas que te impiden seguir tu plan. Hazte una rica cena, reúnete con tu familia o amigos, genera el encuentro con las personas que amas.

27 de julio

Total de Luna (Sol en Leo, Luna en Acuario): Tiene que ver con la pareja como centro de trabajo personal y en equipo. Cómo nos brindamos, qué cambios les pedimos a los demás, qué damos a cambio de lo que recibimos. Es movilizador para todos los signos y especialmente fuerte para Leo y Acuario.

¿Cómo aprovecharlo? Pregúntate: “¿Quién soy dentro de esta red humana?”. Ponte linda y salí a la vida; la mejor manera para aprovechar esta energía reinante es haciéndote brillar a vos misma, sacando a relucir tu esencia, tu gracia, tu unicidad.

11 de agosto

Parcial de Sol (Sol y Luna en Leo): Propone trabajar la valentía y la autenticidad. Vamos a estar motivadas por nuestros instintos y con un radar que pesca todo y nos permite saber cuál es la mejor decisión para cada situación. Fuerte para todos los signos, especialmente para Leo.

¿Cómo aprovecharlo? Es un buen día para cambiar el look, pero no demasiado, hay planetas retrogradando. Haz una lista de intenciones, es bueno tener presente nuestro plan de vida.

 

 

Por: Fernanda Iturriaga


Consulta tu horóscopo
de hoy