Desamparados que viven en sus autos encuentran estacionamiento seguro en las Iglesias

Organización no lucrativa pone en marcha programa Estacionamientos Seguros para proveerles un espacio tranquilo por las noches

Un hombre que vive en su auto se prepara para pasar la noche en el estacionamiento de la Iglesia Episcopal St. Mary's de Koreatown.   (Aurelia Ventura/La Opinion)
Un hombre que vive en su auto se prepara para pasar la noche en el estacionamiento de la Iglesia Episcopal St. Mary's de Koreatown. (Aurelia Ventura/La Opinion)
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion

J. L., un hombre de 54 años, duerme todas las noches desde hace un mes en el estacionamiento de la Iglesia Episcopal St. Mary en el barrio de Koreatown.

Tengo un trabajo de tiempo completo en una bodega en la ciudad de Santa Fe Springs, pero no es suficiente para rentar un lugar. Antes vivía con mis hermanas. Después de que me echaron, un consejero me dijo que este estacionamiento es un lugar seguro para poder venir con mi carro a dormir aquí por las noches”, relata el hijo de madre mexicana y padre noruego.

Desde marzo pasado, la organización sin fines de lucro Safe Parking LA puso en marcha el programa Estacionamientos Seguros al conseguir que varias iglesias de Los Ángeles permitieran que los desamparados que viven en sus vehículos, los estacionen en sus parqueos para que puedan pasar una noche sin miedo a ser atracados o remolcados por la policía.

“Hemos conseguido que la iglesia St. Mary Episcopal en Koreatown nos preste su estacionamiento.Y estamos trabajando con otras iglesias como la católica para abrir más estacionamientos para las personas desamparadas”, explica Scott Sale, fundador de Safe Parking LA.

En total han abierto cuatro estacionamientos para las personas sin techo, pero que viven en sus autos. Hay otro exclusivamente para veteranos; uno en North Hollywood y uno más en Hollywood.  La Iglesia Metodista Unificada Wesley ha abierto otro por su cuenta pero solo para familias con niños.

Por las noches, la Iglesia Episcopal St. Mary abre su estacionamiento para que las personas sin hogar que viven en sus autos puedan estacionarse ahí y pasar una noche segura. (Aurelia Ventura/La Opinion)Ê

¿Cómo funciona?

Las personas desamparadas pueden estacionar sus autos en los estacionamientos de las iglesias entre las 6:00 p.m. hasta las 6:00 a.m. “Tenemos entre 58 y 50 personas que duermen en sus carros en los estacionamientos que hemos conseguido”, precisa.

La diferencia entre estacionar el vehículo en cualquier calle y en los estacionamientos de las iglesias, se llama seguridad.

“Me gusta venir aquí porque no tengo que preocuparme de que alguien vaya a venir a molestarme. Antes de encontrar este lugar, dormí un par de noches en la calle. Fue realmente estresante. Con cada ruido despiertas asustada. No sabes si alguien te va a tocar en la ventana o si la policía va a venir a llevarte”, dice una mujer anglosajona de 57 años, madre de tres hijos quien vive en su auto.

“Estaba buscando en el Internet un lugar seguro para estacionar mi auto. Me encontré con que algunas iglesias abrieron sus estacionamientos para las personas sin hogar que viven en sus carros”, agrega.

Safe Parking LA dispone de un guardia de seguridad en los estacionamientos de las iglesias a cargo de la vigilancia. “Aquí es realmente seguro, tenemos electricidad para cargar nuestros electrónicos, Internet, sanitarios, un guardia y puertas”, señala la mujer quien pidió no ser identificada.

Todos los lunes por las noche, las personas sin hogar que viven en sus autos y se estacionan en el parqueo de la Iglesia Metodista St. Mary, reciben una cena gratis. (Aurelia Ventura/La Opinion)

“Yo era una maestra universitaria en Ciencias Sociales. Por eso no quiero que se sepa quién soy. Esto es una condición temporal. No quiero que nadie me juzgue por vivir en mi carro, y me pregunten qué está mal contigo, cuál es tu problema; o que me miren feo y me digan que soy una perdedora. Las situaciones incómodas pasan. No soy la única en estas condiciones. Aquí hay muchos jóvenes con títulos universitarios y hasta una mujer que trabaja en una barbería”, observa.

Dice que ella tontamente creyó que después de ocho años en su trabajo, le iban a dar una jornada de tiempo completo, pero llegó un nuevo rector con su gente y la echaron. “Por estos días no hay seguridad en el trabajo. Ahorita estoy desempleada. Estaba rentando un cuarto en el este de Los Ángeles. Decidí salirme porque estaban haciendo drogas. No tenía dinero suficiente para rentar un estudio para mí sola”, dice mientras sostiene a su perro Chihuahua.

Se muestra optimista en dejar pronto de vivir en su carro. “Estoy estudiando para ser consejera en salud mental”, dice. 

La mayoría de los desamparados que duermen en sus autos en la iglesia St. Mary no lo parecen. No tienen aspecto descuidado.

La Iglesia Episcopal St. Mary de Koreatown presta su estacionamiento para que las personas que viven en sus autos, puedan estacionarse en sus parqueos durante la noche. (Aurelia Ventura/La Opinion)

Comida y refugio

Los lunes tienen cena gratis. Como si fueran una familia se sientan a comer alrededor de una mesa a un costado de la Iglesia y hasta hacen sobremesa.

El último conteo de personas sin techo de la Autoridad de Servicios para los Desamparados (LAHSA) arrojó que en Los Ángeles viven más de 9,000 angelinos en carros, vans y campers.

Un sondeo de la Universidad del Sur de California (USC) encontró que 50% de las personas sin hogar dijeron que el desempleo y los problemas financieros los llevaron a vivir a la calle.

Iglesias que ofrecen a los desamparados que viven en sus autos pasar la noche en sus estacionamientos:

Wesley United Methodist Church (Solo para familias)

112 W 52nd St, Los Angeles, CA 90037

St Mary Episcopal Church

961 S Mariposa Ave, Los Angeles, CA 90006

Scott Sale dice que cada estacionamiento para autos de personas sin hogar cuesta 350 dólares por día. “Los pagamos con un subsidio del condado y donaciones privadas. Idealmente queremos abrir un total de diez estacionamientos, pero no sabemos cuándo“, expone.

Safe Parking L.A. ha recibido 38,000 dólares del supervisor del condado de Los Ángeles, Mark Ridley Thomas para cubrir el costo de operación del program de St. Mary. La supervisora Sheila Kuehl aportó 209,000 dólares para abrir un estacionamiento en Hollywood y otro más en North Hollywood.

El concejal Mike Bonnin se comprometió a abrir dos estacionamientos en terrenos de la ciudad en su distrito.