Dos niños pequeños sobreviven varios días tras la muerte de su madre en un accidente

Uno de los niños, de tres años, fue encontrado por la policía el lunes
Dos niños pequeños sobreviven varios días tras la muerte de su madre en un accidente
Los dos pequeños sobrevivieron a la muerte de su madre en Arkansas.
Foto: Twitter

Un niño de 3 años y su hermano de 1 año sobrevivieron solos durante unos dos días después de ser víctimas de un accidente automovilístico que mató a su madre en el sur de Arkansas. El chico mayor fue encontrado primero, vagando solo el lunes por la mañana a lo largo de una carretera en Camden, a unas 85 millas al suroeste de Little Rock, dijeron las autoridades.

Las autoridades publicaron la foto del niño en línea con la esperanza de identificarlo y así supieron de que su madre no había sido vista en días.

La policía regresó al lugar donde encontraron al niño horas más tarde y descubrieron un automóvil destrozado en un “profundo barranco no visible desde la carretera”. Las autoridades encontraron el cuerpo de la madre del niño, que había sido expulsado del automóvil, y al otro niño de un año despierto y alerta en su asiento del automóvil.

Los investigadores creen que el accidente ocurrió el sábado o el domingo, informa la estación de televisión KATV de Little Rock. Dijeron que el niño más grande fue capaz de salir de los restos del auto.

La supervivencia de los niños pequeños es aún más notable dado el calor durante el fin de semana, cuando las altas temperaturas llegaron hasta bien entrados los 90, dijo a KATV el detective Nathan Greeley de la Oficina del Sheriff del condado de Ouachita.

“Hoy es todo un milagro”, dijo Greeley. “Los niños de 3 y 1 años pudieron sobrevivir en a la intemperie… es casi un milagro, la bendición de Dios, que estos niños hayan podido sobrevivir a este accidente”.

El niño más pequeño fue llevado al Arkansas Children’s Hospital para recibir tratamiento por deshidratación, pero su estado no amenaza la vida, según las autoridades. Las autoridades también lograron que los pequeños fueran identificados por familiares y reunirlos con ellos.

“Ella los lleva a donde quiera que va”, dijo James Holliman, el abuelo de los pequeños y el padre de Lisa Holliman, de 25 a;os, la joven madre que murió en el accidente. James dice que aún no puede creer que su hija haya muerto. Pero es lo que sucedió después lo que las autoridades dicen que es  un milagro.

“Pasaron por un infierno, sin duda”, dice el teniente de detectives del condado de Ouachita, Nathan Greeley, de los dos pequeños sobrevivientes.