Después de 68 años, regresan a Los Ángeles los restos de soldado latino muerto en la Guerra de Corea

Entierre con honores militares completos para Marine
Después de 68 años, regresan a Los Ángeles los restos de soldado latino muerto en la Guerra de Corea
Marines Marines saludan el ataúd con los restos de su compañero de armas, Roger Gonzales. (Aurelia Ventura/La Opinion)
Foto: Aurelia Ventura / Impremedia/La Opinion

En 1950, Roger Gonzales era un joven miembro de los Marines que partió al otro lado del mundo para luchar en la Guerra de Corea.

Una semana después de arribar al conflicto, en noviembre de ese año se vio envuelto en la batalla de Chosin, una de las más sangrientas del conflicto que duró entre 1950-1953 y que tuvo lugar en la Península Coreana y dividió al país de forma permanente en Corea del Norte y Corea del Sur.

Dos días después de inicida esa batalla de cinco días, mientras estaba en una trinchera, un francotirador mató al latino de 20 años nacido en San Pedro. Aunque su cadáver fue recobrado tras el combate y fue reportado como muerto en acción, sus restos no fueron devueltos a su familia.

Roger Gonzales tenía 20 años cuando fue enviado al frente de batalla para luchar en la Guerra de Corea en 1950. (Aurelia Ventura/La Opinion)

Su padres, Antonio and Anastacia Gonzales, y tres hermanas quedaron en un total desconsuelo, sin saber qué fue del muchacho que estaba comprometido para casarse.

Pero este viernes, 68 años después de partir al frente, Gonzales regresó finalmente a la tierra donde creció.
En una emotiva ceremonia con honores militares completes, sus restos fueron enterrados en el cementario Green Hills Memorial Park de Rancho Palos Verdes ante al presencia de sus familiares y miembros de distantas ramas militares en el Día Nacional de Reconomiento a los Perdidos y Muertos en Acción.

“Estamos abrumados por la alegría de que él finalmente regresó a descansar con su familia”, expresó Danny Moreno, sobrino-nieto de Gonzales y él mismo miembro del Ejército de Estados Unidos.

. Ayer, sus restos finalmente regresaron a Los Ángeles para ser enterrados con todos los honores militares. (Aurelia Ventura/La Opinion)

“Hoy es un día feliz porque Roger está en casa”, agregó, visiblemente emocionado.

Detalló que la familia tiene un largo historia de participación militar, empezando con sus abuelos que pelearon en la Segunda Guerra Mundial, tíos que lucharon en la Guerra de Vietnam y en otros conflictos.

Sin embargo, la incertidumbre sobre Gonzales siempre pesó sobre la familia entera, dijo Tony Salceda, otro sobrino.

Hace 10 años, los Marines obtuvieron una muestra de ADN de una de las dos hermanas del occiso que todavía viven y hace tres meses les llamaron para darles la noticia que sus restos habían sido identificados.

Todos los honores militares fueron ofrecidos para el Marine. (Aurelia Ventura/La Opinion)

“Esto significa un gran cierre (emocional)”, dijo Salceda.

Muerte, desaparición e identificación

Roger Gonzales fue reportado muerto en acción el 29 de noviembre de 1950, y fue enterrado en la base de Fox Hill, que quedó del lado norcoreano. El 10 de septiembre de 1954, el gobierno de Corea del Norte devolvió un cargamento de 25 conjuntos de restos que presuntamente habían sido recuperados desde el lado oeste del embalse de Chosen. Los restos fueron enviados a la unidad central de identificación Kokura en Japón, para su identificación. Un conjunto de restos, designado X-15010 fue declarado no identificable y fue enterrado como un “desconocido” en el Cementerio Nacional Memorial del Pacífico, conocido como el Punchbowl, en Honolulu, Hawái

En junio de 2016, sus restos fueron enviados al laboratorio para su identificación. Un análisis de la ADN, confirmaron su identidad.

Hoy en día, 7,683 estadounidenses siguen desaparecidos de la Guerra de Corea.