Un penalti no lo dejaba dormir y hoy le pide perdón a todo un país

Fedor Smólov se disculpa por un cobro fallado en los cuartos de final del Mundial
Un penalti no lo dejaba dormir y hoy le pide perdón a todo un país
El jugador ruso Fedor Smolov pidió disculpas a la afición por fallar un penalti en el Mundial.
Foto: Laurence Griffiths / Getty Images

MOSCÚ, Rusia – El ruso Fedor Smólov se disculpó hoy por el penalti fallado en los cuartos de final del pasado Mundial ante Croacia, que impidió al equipo anfitrión alcanzar las semifinales del torneo por primera vez desde 1966.

“Mis palabras después del partido fueron un ridículo intento de defenderme de las críticas. Ahora, quiero disculparme ante el país por ese penalti”, dijo Smólov a la prensa local.

Smólov, que fue unánimemente criticado por tirar “a lo Panenka” el primer penalti de la tanda, reconoció que “le temblaban las piernas” y que no estaba preparado para lanzar la pena máxima.

“Sí, en ese momento no me sentía seguro de mí mismo. En mi defensa sólo puedo decir que la forma de tirar el penalti no era un intento de destacar sobre el resto o de presumir. Precisamente, opté por esa manera porque no estaba seguro de adónde había que tirarlo”, apuntó.

El actual delantero del Lokomotiv Moscú reconoció que en los días previos al partido ante el equipo balcánico no entrenaron los lanzamientos de penalti y que en los instantes anteriores al lanzamiento le dio muchas vueltas a la cabeza.

“Una semana antes jugamos contra España y también fui a disparar en primer lugar. Estaba tranquilo y convencido de que marcaría. Por lo menos, estaba seguro de que si disparaba como quería, lo más seguro es que sería gol”, señaló.

Smólov destacó que nada más acabar el partido no quería ver a nadie, ya que “fue realmente doloroso“, pero logró tragarse el orgullo y pidió perdón a sus compañeros por “privarles de jugar las semifinales”.

El futbolista llegó al Mundial como la principal estrella del anfitrión, pero perdió la titularidad en el partido inaugural ante Arabia Saudí, tras lo que el delantero elegido por el seleccionador, Stanislav Cherchésov, fue Dzyuba.

Smólov apenas aportó nada al equipo en los pocos minutos que disputó desde entonces y además falló el penalti ante los croatas, lo que la afición no dudó en echarle en cara, aunque el brasileño nacionalizado Mario Fernandes también erró el lanzamiento.

Tras el Mundial el delantero que militaba en el Krasnodar fichó por el Lokomotiv, donde está muy lejos de los registros de las pasadas campañas, en las que fue máximo goleador del campeonato ruso.

Smólov estuvo a punto de fichar por un equipo inglés antes del Mundial y también fue mencionado por la prensa deportiva como posible refuerzo de equipos como el Real Madrid, pero finalmente se quedó en Moscú.