Gobierno de López Obrador le dice “NO” a medida migratoria de Trump

Mexico rechaza medida de devolver a territorio mexicano a centroamericanos mientras espearan su asilo
Gobierno de López Obrador le dice “NO” a medida migratoria de Trump
La medida unilateral de Trump no cae nada bien en México
Foto: Getty Images

El gobierno de Andrés Manuel López Obrador reitera su negativa ante la medida del gobierno de Donald Trump de devolver a inmigrantes centroamericanos en busca de asilo para que aguarden en México su proceso migratorio.

En un comunicado, la Secretaría de Relaciones Exteriores y la de Gobernación explicaron que el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos informó al Congreso de ese país la extensión de esta medida migratoria que se aplicaba en Tijuana al punto fronterizo entre Mexicali (Baja California) y Calexico (California).

“El Departamento de Seguridad Interior del Gobierno de Estados Unidos informó al Congreso de ese país su decisión de extender la implementación de la sección 235(b)(2)(c) de la Ley de Inmigración y Nacionalidad a la garita fronteriza que comunica las ciudades de Mexicali y Calexico”, indicó el comunicado conjunto.

Ambos ministerios informaron que la medida estadounidense conducirá a que, a partir de esta semana, sean devueltos a Mexicali solicitantes de asilo no mexicanos que ingresaron desde México a Estados Unidos.

Ello a fin de que “aguarden en nuestro país el desarrollo de su trámite ante una corte migratoria estadounidense”, explicó el texto.

La Cancillería reiteró que “no coincide” con esta medida unilateral del gobierno Trump, que se implementó en diciembre en Tijuana, y refrendó “su determinación” de proteger a los migrantes y promocionar el “desarrollo económico y social” en los países de origen para frenar los flujos migratorios.

“Por razones humanitarias las secretarías de Gobernación y de Relaciones Exteriores han mantenido contacto con las autoridades de migración estadounidenses para recibir información sobre las personas retornadas a México”, puntualizó el texto.

Además, se ha identificado que un “número significativo” de estos retornados cuenta con algún tipo de documento migratorio mexicano que les permite permanecer en nuestro país.

“Ese intercambio de información no significa en modo alguno que el Gobierno de México esté de acuerdo con las decisiones y acciones tomadas unilateralmente por el Gobierno de Estados Unidos”, remarcó.

En breve, el Gobierno federal contactará a las autoridades municipales de Mexicali para adoptar medidas para una “estancia segura” de los migrantes en territorio mexicano.

El Gobierno del presidente estadounidense, Donald Trump, anunció el 20 de diciembre pasado que devolvería a México a los inmigrantes que accedan al país irregularmente por la frontera común, incluidos los solicitantes de asilo, mientras se completan sus procedimientos migratorios en Estados Unidos.

Ante esto, México dijo en diciembre que, en respuesta “soberana”, aceptaría y daría atención y protegería los derechos humanos a estos migrantes, incluso con visados de trabajo, en tanto se completa el proceso en territorio estadounidense.