México lucha por incluir a los niños migrantes en sus escuelas: son estadounidenses

Más de medio millón de niños de nacionalidad estadounidense residen actualmente en México, según los datos del Instituto Nacional de Estadística
México lucha por incluir a los niños migrantes en sus escuelas: son estadounidenses
Al volver a México, la reintegración es más difícil para los niños.
Foto: Héctor Guerrero / Getty Images

Más de medio millón de niños de nacionalidad estadounidense residen actualmente en México, según los datos del Instituto Nacional de Estadística, actualizados por última vez en 2015. Y el mayor reto que enfrentan está en la escuela, reporta el portal de noticias web Animal Político.

Aunque los registros del instituto mexicano de inmigración indican que el número de mexicanos retornados va en aumento, sobre todo el de los menores de edad, se sabe muy poco acerca de ellos. El endurecimiento de las políticas migratorias del Gobierno de Donald Trump ha forzado a miles de familias migrantes a regresar a México.

En la mayoría de los casos, los adultos parecen reintegrarse con facilidad, pero son los niños quienes sufren la peor parte. Muchos de ellos no hablan español y al cursar la primaria y, o secundaria en Estados Unidos, donde hay otros planes de estudio, se les dificulta cursar algunas materias. Por ejemplo: historia de México.

“Todo lo que tiene que ver con México es muy trabajoso…”, dijo Victoria a Animal Pplítico, una niña méxico-estadounidense que nació en el país del norte, pero se mudó a Sonora junto con sus padres, cuando ellos decidieron regresar a su comunidad natal. Para Victoria, y muchos otros niños como ella, estudiar en México después de haber pasado por el sistema escolar estadounidense es un reto. Incluso las mismas materias se enseñan de modos distintos, cuenta ella.

Tampoco es fácil acostumbrarse a las diferencias culturales en la escuela. El trato con los maestros, por ejemplo, es más estricto en México. Los estudiantes deben llevar uniforme. Y hay reglas de comportamiento no escritas a las que se deben adaptar, dentro y fuera del salón.

A veces, dice Victoria, “me tiran de a loca”, porque no entiende el significado de las palabras y expresiones.

Durante el sexenio del expresidente Enrique Peña Nieto se inició un programa para revalidar los estudios en el extranjero de los mexicano-estadounidenses retornados.

A pesar de ello, no hay datos actualizados sobre el número de niños migrantes ni las escuelas a las que acuden. En 2017, a nivel federal sólo se registraron 14.035 niños que solicitaron su revalidación de estudios cursados en Estados Unidos. Ese mismo año, en el estado de Baja California se solicitaron más de 50.000 trámites de revalidación, reporta el medio citado.

Esto quiere decir que no se sabe en dónde están los niños migrantes, hijos de mexicanos retornados de Estados Unidos, ni si los programas públicos los están ayudando a insertarse en las escuelas mexicanas.