Paso a Paso: Qué chequear cuando el auto no arranca

Existen diversas variables que pueden afectar el encendido del motor
Paso a Paso: Qué chequear cuando el auto no arranca
Foto: Shutterstock

Imagina la siguiente situación: ¡tu auto no enciende! Si entras en pánico o estrés, no vas a poder solucionar nada. Así que lo mejor que puedes hacer, es calmarte y evaluar porque no está funcionando el vehículo. Aquí te explicaremos cómo.

Antes de llevarlo al taller, verifica que no tenga una de las fallas que te mencionaremos a continuación:

1- Sistema de combustible

Verifica que tenga combustible. Si tiene, y el mismo indicador de combustible lo muestra, puede ser que el sensor del nivel de gasolina se haya colgado en el depósito.

Esto es algo que puedes comprobar echando algo de gasolina. Espera un poco para que esa zona se ventile y luego intentas arrancarlo.

Si de lo contrario, el depósito de gasolina se vacía muy rápido, puede ser que haya una manguera rota, así que debes estar atento si percibes olor de combustible.

Por último, no descartes que la bomba de combustible haya dejado de funcionar.

2- Sistema de Transmisión

Cuando el auto falla, a menudo puede ser un problema en este sistema, lo que te puede llevar a graves consecuencias.

Puedes verificarlo visualizando la correa dentada, o la cadena de distribución. Si algunos de los elementos de transmisión están sueltos, la reparación será cara, pues tendrán que desmontar el motor por completo.

3- Suministro eléctrico

Cuando el vehículo no quiere encender, la mayoría de las veces es a causa de una falla eléctrica, ya que la electricidad debe fluir del generador a la batería, llegando a la bobina de encendido y a las bujías del motor. Si no sigue esta secuencia, el carro no encenderá.

Toma en cuenta que si desconoces del sistema eléctrico en sí, lo mejor que puedes hacer es llevarlo al taller.

4- Suministro de aceite y agua

Si falló alguno de estos dos suministros, el motor puede estar en graves problemas. Si el indicador del motor, o las luces de aviso, tanto del agua refrigerante o de la presión del aceite se encienden: apaga el auto de inmediato y llama a tu mecánico o taller de confianza.

Es recomendable que lleves a chequear el carro periódicamente, o cada seis meses al taller.