Los jóvenes latinos están a la cola en esta materia. Y no, no es bueno

Un estudio sobre los jóvenes de entre 21 y 24 años muestra grandes diferencias entre unos grupos étnico-raciales y otros
Los jóvenes latinos están a la cola en esta materia. Y no, no es bueno
Los jóvenes latinos en EEUU son los que menor formación superior reciben.
Foto: JEWEL SAMAD/AFP/Getty Images

En Estados Unidos, la tasa de desempleo de los jóvenes licenciados que tienen entre 21 y 24 años es más alta de lo que era hace 20 años. Mientras en el año 2000 solo uno de cada 25 jóvenes egresados estaba sin trabajo, en 2019 la proporción ha aumentado a uno de cada 20. Además, muchos de estos jóvenes cualificados terminan desempeñándose en trabajos que no requieren titulación universitaria.

 

¿Qué perfil de joven tiene más probabilidad de conseguir trabajo?

Si en el reciente estudio de Economic Policy Institute (EPI) reparamos en los grupos étnicos o raciales, la diferencia entre unos jóvenes y otros es abismal.

Los jóvenes asiáticos o de las islas pacíficas del país están en el podio de la formación universitaria. Un 44 % de ellos terminan su licenciartura y un 32 % más, su posgrado. Al mismo tiempo, una vez graduados, son los que más dificultad tienen para conseguir trabajo.

En empleo, los que mejor parados salen -según un estudio reciente de – son los jóvenes blancos con estudios superiores. Solo un 4,2 % de ellos está desempleado. Esta tendencia (y este porcentaje) no ha variado mucho en los últimos 20 años.

Además, los blancos con estudios tienen más probabilidad de conseguir un empleo a la altura de su formación. En 2019; casi uno de cada siete negros, hispanos o asiático/isleño estadounidense con cualificación está subempleado. La relación de blancos en este mismo asunto es de uno de cada 11.

 

Pero, ¿qué pasa con los latinos?

La cantidad de jóvenes latinos que se matricula en la universidad una vez acabadan sus estudios secundarios es la más baja respecto a otros jóvenes del país. El estudio de EPI revela que un 48 % de los hispanos de Estados Unidos que ahora tienen entre 21 y 24 años no continúan sus estudios después de su etapa en High School.

 

¿Alguna buena noticia para los hispanos?

Como hemos visto, la brecha de empleo entre los jóvenes blancos y los otros grupos es amplia. Además, para los no blancos el desempleo ha crecido mucho menos desde el año 2000.

Los jóvenes latinos son los segundos -después de los blancos- que menos desempleo tienen, a pesar que la diferencia entre unos y otros es muy pronunciada. Mientras el porcentaje jóvenes “gringos” desempleados es de un 4 %, el de hispanos es de 6.4 % (frente al 4.5 % hispano del año 2000).