California valora a los inmigrantes

California valora a los inmigrantes
El gobernador de California reiteró que todas las personas tienen derecho a un debido proceso.
Foto: Alvaro Corso/La Opinion

Estados Unidos es y siempre será una nación de inmigrantes. Cada ola migratoria nos fortalece y renueva.

Sin embargo, las palabras y acciones de la Administración Trump no están tratando a las familias inmigrantes con el respeto que se merecen. Las políticas de Washington están intimidando a los inmigrantes documentados e indocumentados por igual. En este momento, no debemos reaccionar con miedo, sino armándonos con información sobre nuestros derechos. El estado de California está con las familias inmigrantes.
Pase lo que pase en Washington, D.C., California siempre defenderá a los inmigrantes. Hemos incluido $65 millones en el presupuesto estatal para ayudarles con sus preguntas sobre inmigración en tiempos inciertos como estos.
Una de las amenazas de la administración Trump, todavía no realizada, es expandir la regla de “carga pública” para incluir cierto uso de programas gubernamentales que mantienen a sus familias sanas y seguras. La propuesta no aplicaría a todos los inmigrantes. Estos programas están respaldados por los impuestos que pagamos todos nosotros, incluyendo los mismos inmigrantes. Esto es un acto de discriminación en contra de las familias de bajos recursos y está en contra de nuestros valores. Y más que todo, es una táctica para infundir temor.
Obligar a la comunidad latina, y nuestros inmigrantes, a vivir en las sombras tiene consecuencias para todos nosotros. Ni se diga de la crueldad de seguir con los ataques a diario. Las víctimas de abuso y violencia domestica dejarán de obtener la ayuda que necesitan; los padres dejarán de llevar a sus hijos al médico, y aquel resfriado fácilmente se podría convertir en una emergencia muy seria.
Lo que ahora nos queda es luchar. Seguir luchando. Luchar por la comunidad latina, por la comunidad inmigrante y luchar por todos los californianos.
Sea lo que sea, siempre defenderé a los inmigrantes porque todos los californianos, sin importar donde nacieron o su situación económica, merecen acceso a recursos críticos como atención médica y alimentos nutritivos. Como padre de familia, entiendo perfectamente que todos los padres necesitan apoyo para proveerle a sus hijos y darles el mejor comienzo en la vida.
Por ahora, los cambios que propone Trump no están en vigor, y podría suceder que los cambios no sean aprobados o que no se aplicara a su caso individual o a los programas que ayudan a su familia.
Pero le imploro a la comunidad latina en especial que conozcan sus derechos y que no se escondan en las sombras.
Si están preocupados por esta propuesta o su caso individual, busquen a un abogado o representante acreditado y consideren lo que sea mejor para la salud y bienestar de su familia. El momento de conocer sus derechos es ahora.
Los acompañaré y respaldaré cual sea el camino.