Inmigrantes y viajeros a Estados Unidos podrían tener problemas por mensajes en WhatsApp que envían amigos

Advierten que esto aplicaría también a cuentas en redes sociales

Inmigrantes y viajeros a Estados Unidos podrían tener problemas por mensajes en WhatsApp que envían amigos
Los agentes migratorios ya revisan las redes sociales de viajeros e inmigrantes.
Foto: Joe Raedle/Getty Images

Los viajeros e inmigrantes que buscan entrar a los Estados Unidos podrían enfrentar problemas con personal de Aduana y Protección Fronteriza (CBP), si encuentran mensajes en WhatsApp o redes sociales de los viajeros que puedan ser considerados peligrosos y, por lo tanto, razón suficiente para ser inadmisibles.

Lo anterior aplica incluso a mensajes que fueron enviados a los dueños del celular y la computadora por terceros, ya sea amigos, conocidos, familiares o incluso desconocidos.

“Es un conjunto extraño de circunstancias que ha visto a innumerables ciudadanos extranjeros rechazados de los EEUU después de que amigos, familiares o incluso extraños envíen mensajes, imágenes o videos a través de redes sociales como Facebook y Twitter, y aplicaciones de mensajería encriptadas como WhatsApp, que son entonces descargados al teléfono del viajero”, advierte el portal TechCrunch, que retoma el caso de un estudiante palestino que vivía en el Líbano, quien fue deportado, a pesar de que tenía una beca para estudiar en Harvard.

El abogado del estudiante, Abed Ayoub, con sede en Washington, D.C., compartió una imagen de parte de las preguntas hechas a su cliente, donde no se precisa de qué imagen hablaba el funcionario de CBP, la cual incluso el joven reconoce como “desagradable”.

“Fue publicado en WhatsApp, yo recibo las noticias y no tengo nada que ver con ello. Llegó a mi aplicación”, responde el estudiante a una pregunta. “¿Cuándo recibiste las fotos en WhatsApp?”, agrega el oficial. “No sé”, indica el joven.

“¿Entiendes la preocupación de los Estados Unidos y de sus ciudadano cuando considerando la naturaleza de los gráficos en tu celular?”, agregó el agente.

“Por supuesto que entiendo, nadie considera esa imágenes agradables. Es inhumano”, dijo el estudiante.

“¿Has tenido entrenamiento militar en cualquier parte del mundo?”, fue cuestionado. “No”, respondió.

“Considerando la totalidad de esta entrevista y el contenido de tu celular. Has sido encontrado inadmisible para los Estados Unidos considerando la Sección 212 a(a) (7) (A) (i) (I) de la Ley de Nacionalidad e Inmigración. Serás deportado de los Estados Unidos en el siguiente vuelo. ¿Entiendes?”, indica el reporte.

En una imagen más compartida por el abogado hay preguntas sobre la familia del joven y si simpatiza con grupos extremistas. Él responde que no.

El portal TechCrunch destaca que el joven fue deportado por las imágenes enviadas por otra persona. Agrega que CBP niega la entrada a más de 760 personas al día por diversas razones, algunas sustentadas, debido a una condena penal pasada o la documentación incorrecta, pero alerta que los casos en que no se ofrecen razones específicas.

En su canal de YouTube, “Para ser legal”, el abogado Andrés Mejer, destaca que la “inadmisibilidad” en la inmigración a los Estados Unidos puede aplicarse por diversos motivos y es discrecional del funcionario migratorio, incluso puede afectar a portadores de “green card”.

Política endurecida

En junio pasado, el Departamento de Estado obligó a los solicitantes de visas de inmigrante y de no inmigrantes a dar a conocer todas sus cuentas de redes sociales a través del Centro de Solicitud Electrónica Consular (CEAC).

Aquellas personas que apliquen por una visa de turismo, un permiso laboral, la Residencia Permanente (en cualquiera de sus categorías) deberán completar los formularios en línea para las visas de no inmigrante (DS-160) o de inmigrante (DS-260).

En octubre de 2017, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) informó que la revisión a redes sociales no era una política nueva de la administración del presidente Donald Trump, sino de la continuación a una implementada en 2012.

El objetivo es ayudar a ubicar a un extranjero que podría cometer fraude de identidad o que sea sospechoso de acciones terroristas o cualquier otro acto criminal, confirmó a este diaron en aquel entonces la vocera Joanne Talbot.

“El propósito de CIS (en referencia a USCIS) es almacenar la información electrónica histórica de un inmigrante y no inmigrante”, se explicó vía correo electrónico. “(Se) mantiene información sobre los individuos de interés para el gobierno de los Estados Unidos con fines de investigación”.

Talbot señaló que los agentes migratorios pueden pedir a cualquier persona que viaje al país o sea inmigrante a que muestre sus redes sociales, pero insistió en que no es una política iniciada por el gobierno presidente Trump.

“La información almacenada por CIS para determinar los beneficios de inmigración”, al tiempo que se agregan otros alcances. “(Y sirve) para las operaciones de cumplimiento de la ley de inmigración de parte de USCIS, ICE y CBP”.

Es decir, la revisión de las redes sociales es un factor que ayuda a las autoridades a evaluar mejor a un viajero y a un inmigrante, confirmó Talbot.

En un documento que compartió de 2012, de la Administración del presidente Barack Obama, y firmada por Rafael Borras, subsecretario de Administración, la política es menos precisa que la información publicada el 18 de septiembre pasado en el Registro Federal, donde incluso se menciona a los agentes de CBP y ICE para obtener la información que será entregada a Oficina de Inmigración y Ciudadanía (USCIS).