Prepárate para el frío con este latte de té de manzanilla y miel

Obtén las extraordinarias bondades de la manzanilla y combate el frío de invierno con esta exquisita bebida de invierno

Prepárate para el frío con este latte de té de manzanilla y miel
Nada mejor que entrar en calor con esta acogedora bebida relajante elaborada con manzanilla. Es perfecta para terminar el día de la manera más dulce y cálida
Foto: Shutterstock

El invierno se acerca y con él las bajas temperaturas, sin duda no existen  nada más reconfortante para entrar en calor que las bebidas calientes elaboradas con ingredientes naturales y aromáticos. Integrar esta exquisita y acogedora bebida como parte de tu rutina de noche es un acierto, tu cuerpo entrará en calor automáticamente y sentirás una adorable sensación relajante para dormir como bebé. 

Una extraordinaria opción para bajar los niveles de estrés, esto se debe a las propiedades de la manzanilla. Esta hierba es popular por sus cualidades calmantes que ayuda a calmar los ánimos cuando estamos agitados y es el perfecto aliado para conciliar el sueño. 

También la manzanilla es uno de los mejores remedios para tratar padecimientos digestivos, esto se debe a su membrana protectora y reparadora de la membrana gástrica, pues fomenta la producción de jugos gástricos. Es perfecta para relajar es estómago, inflamación, combate todo tipo de indigestiones, gases, náuseas y vómito. 

Es ideal para consumir en las noches frías como sustituto de un café latte o en cualquier momento del día y una extraordinaria opción para aquellas personas que no toleran la cafeína. Esta bebida calientita es perfecta para un antojo dulce, el secreto es utilizar leche evaporada para darle una textura cremosa, para finalizar un toque de canela fresca molida le va de maravilla.

Receta de Latte de Manzanilla

Ingredientes (rinde para dos tazas)

  • 1 1/2 taza de agua purificada
  • 4 bolsitas de té de manzanilla
  • 1 1/2 tazas de leche evaporada
  • 1 cucharada sopera de miel
  • Canela en polvo

Preparación:

  1. En una olla pequeña agrega el agua y permite que hierva, posteriormente baja el fuego y agrega las bolsitas de té de manzanilla. Tapa y deja reposar por 10 minutos.
  2. Mientras tanto calienta en otra olla la leche evaporada a fuego medio, bate hasta que este espumoso.
  3. Deshecha las bolsitas de té de manzanilla y agrega a la leche caliente, la miel y bate hasta que quede cremoso y espumoso.
  4. Reparte en dos tazas y espolvorea canela molida encima.
  5. ¡Disfruta! Es deliciosa.
Puso semen en el café de su jefa por 4 años
Latte de manzanilla. /Foto: Pixabay