Inmigrantes de la frontera se quedan en el limbo

Suspenden audiencias en las cortes de San Diego y aquellos que esperan en México enfrentan doble problema
Inmigrantes de la frontera se quedan en el limbo
Humberto Díaz teme perder su caso migratorio. / foto: Manuel Ocaño.
Foto: Impremedia

Humberto Díaz, un migrante hondureño que por ahora reside en Tijuana (México), se levantó este martes a las 3:00 a.m., para estar puntual en la garita peatonal y pasar a una cita ante la corte de migración en San Diego. No obstante, al llegar a la frontera, dice que las autoridades estadounidenses le dijeron que el tribunal estaba cerrado y le impidieron pasar a California.

“Entiendo que si no podía pasar, los agentes [de CBP] me daban otra cita, pero no me dieron nada”, dijo preocupado.

“Me dijeron que no dejaban pasar a nadie, que me regresara y que me cuidara”, comentó. Esta iba a ser la sexta audiencia de Humberto en la corte.

Sin un documento oficial de parte de las autoridades estadounidenses, que deje constancia que tiene una próxima cita en el tribunal en San Diego, “el problema es que queda indocumentado en México y en cualquier momento lo pueden deportar”, dijo el pastor Albert Rivera, del refugio Ágape, donde Humberto se aloja desde hace cuatro meses.

El Instituto Nacional de Migración (INM) de México, se basa en los documentos de la corte estadounidense para ampliar la Forma Migratoria Múltiple (FMM) —un documento que le permite a Humberto permanecer legalmente en territorio mexicano hasta la fecha de una siguiente audiencia. Sin una nueva cita, el migrante no tiene cómo renovar su tiempo de estancia.

“Ahora vamos a tener que ir de urgencia a la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) a pedir que interceda por Humberto para que el INM no lo vaya a deportar”, dijo el pastor, al agradecer al cielo que la emergencia en Tijuana sigue en un nivel que aún permite que las oficinas esten abiertas.

Después de la CNDH, tendrían que correr a las oficinas del INM a pedir que le den un permiso.

“Nosotros quisiéramos que cuando los migrantes van a pasar, estuviera presente un oficial del INM para que vea lo que sucede y esto de andar en emergencia tras emergencia no ocurriera”, expresó Rivera.

Aplazar las citas durante un mes

El caso de Humberto Díaz no es aislado. El Departamento de Justicia (DOJ) pospuso todas las citas para migrantes en las cortes en la frontera que estaban programadas entre esta semana y el 22 de abril.

La administración del presidente Donald Trump informó que con esta medida busca proteger la salud de los migrantes, los representantes en tribunales y el público estadounidense.

A inicios de semana, se registraron numerosos casos de migrantes que han quedado a la deriva migratoria en México porque, sin nuevas citas en tribunales estadunidenses, el INM sigue sin renovar sus FMM.

El mismo problema se presenta en todas las ciudades a las que Estados Unidos ha enviado a esperar a cerca de 60,000 migrantes, de acuerdo con reportes de organizaciones como Raíces de la frontera de Texas, el American Immigration Council y la organización Al Otro Lado.

Soraya Vázquez, de la organización de defensa legal de migrantes Al Otro Lado, explicó que los agentes de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) dieron citas “para dentro de un mes a algunos migrantes pero que el problema [también] es que el INM de todos modos no les extiende su forma para permanecer en el país”.

Quejas anteriores

En los últimos meses, los agentes de CBP en la garita de El Chaparral estuvieron bajo la lupa ya que los señalaron de presuntamente recalendarizar a migrantes con citas en domingos, días festivos, en horarios de madrugada o cuando las cortes ya han cerrado, según denunciaron activistas y abogados del National Immigrant Justice Center.

Esta vez, aunque las autoridades de migración mexicanas supuestamente ya saben que CBP rechaza dar nuevos citatorios a los migrantes, los sigue dejando sin autorización para permanecer en México.

La Opinión intentó contactar a CBP para obtener una declaración al respecto pero al cierre de esta nota no se obtuvo una respuesta.

“Acabo de confirmar que el INM no está dando nuevos FMM a los migrantes MPP [del Programa de Protección del Migrante] rechazados en el POE [puerto de entrada]. Definitivamente todavía están deteniendo y deportando migrantes y los policías continúan hostigándolos y entregándolos al INAMI”,señaló en su cuenta de Twitter Erika Pinheiro, directora de litigios de la organización Al Otro Lado.