La lujosa cadena de tiendas Neiman Marcus solicita protección por bancarrota

La compañía de tiendas departamentales estaba luchando con la competencia de sus rivales en línea y la disminución de dinero en efectivo
La lujosa cadena de tiendas Neiman Marcus solicita protección por bancarrota
La cadena de tiendas de lujo se declaró en bancarrota este jueves.
Foto: Scott Olson / Getty Images

Este jueves la cadena de tiendas de lujo, Nieman Marcus, se convirtió en el segundo minorista en Estados Unidos en solicitar la protección por bancarrota durante esta semana, reflejando el panorama de dificultades que enfrentan las cadenas departamentales en medio de la pandemia de coronavirus.

Nieman Marcus, con sede en Dallas, Texas, presentó el procedimiento de bancarrota en el Tribunal de Quiebras con sede en Houston, después que la cadena de ropa J.Crew la presentó el suyo el lunes.

La compañía informó que llegó a un acuerdo con la mayoría de los acreedores para poder reestructurar el negocio y la deuda que enfrenta a medida que sus tiendan abran de manera paulatina a finales de mayo.

La empresa obtuvo una financiación de $675 millones de dólares para llevar a cabo operaciones durante el procedimiento de quiebra. La compañía espera salir del proceso a finales de octubre con cerca de $4,000 millones de dólares menos de deuda.

“Volveremos a nacer como una empresa mucho más fuerte”, dijo dijo su director ejecutivo Geoffrey van Raemdonck, después de informar que el acuerdo con los acreedores dará a la empresa mayor liquidez para operar durante la pandemia.

Relacionado: Macy’s reabre con nuevas reglas para empleados y clientes.

La crisis desatada por el COVID-19 ha golpeado a la mayoría de las tiendas departamentales. Tanto Neiman Marcus como J. Crew habían sido consideradas de manera anticipada, cómo compañías vulnerables a la bancarrota por arrastrar una carga de deuda alta.

Relacionado: Los centros comerciales reabren sus puertas y buscan persuadir a los clientes a ir de compras.

La calificadora S&P, adelantó esta semana en un informe, que la bancarrota de J. Crew sería la primera de muchas empresas.

“Esperamos que el cierre económico y las persistentes conductas de distanciamiento social desencadenen una amplia sacudida del comercio minorista”, escribió la analista Sarah E. Wyeth en el informe.

Más del 60% de las tiendas minoristas en Estados Unidos cerraron de manera temporal desde marzo, pero los grandes almacenes ya tenían señales de debilitamiento desde antes. Una gran cantidad de consumidores ya no están interesados en realizar sus compras en lugares cerrados prefiriendo las compras en línea, señala MarketWatch.

Relacionado: Por qué los shoppings o tiendas departamentales están por desaparecer.

Neil Saunders de GlobalData Retail, mencionó que la alta deuda había dejado a Neiman Marcus con el “tiempo contado” antes de la crisis de COVID-19, pero que la capacidad de la empresa para llegar a un acuerdo con los acreedores mostró que “los inversionistas aún ven un futuro para la cadena”, informó AP.

La mayoría de las tiendas de Nieman Marcus están localizadas en centros comerciales y cuentan con una base de compradores leales, describió Saunders, pero añadió que la compañía debe hacer un esfuerzo para acercarse a los más jóvenes y reformar sus ofertas a través del comercio electrónico.

Por lo pronto la compañía solo anunció la reapertura de 10 tiendas en las cuales en dos de ellas los clientes deberán acudir bajo una cita previa. La cadena de tiendas de lujo extendió el cierre del resto de los almacenes hasta el próximo 31 de mayo.

También te interesará: