¿Derecha o izquierda? 7 juegos para los niños que los confunden

Prueba estas ideas en casa para que pronto puedan terminar con este problema de lateralidad cruzada

Si tu hijo aún no sabe distinguir la izquierda o la derecha, aprovecha el tiempo en casa para lograr superar este problema.
Si tu hijo aún no sabe distinguir la izquierda o la derecha, aprovecha el tiempo en casa para lograr superar este problema.
Foto: Pixabay

A partir de los 4 años, cuando los pequeños comienzan a ser más protagónicos a la hora de vestirse, los padres suelen tomarse algún tiempo para instruirlos sobre los lados de su cuerpo, y aunque habitualmente se espera que nuestro niño tenga su lado preferente para tomar las cosas, sea diestro o zurdo, esto no es determinante para que el menor aprenda rápido sobre cuál es la izquierda y cuál es la derecha.

Si eres de los papás o mamás que por más que enseñan a su hijo sobre cuál es la mano derecha o cuál es el pie izquierdo, pero el pequeño de plano no logra retener esa información en su cerebro, debes saber que hay una serie de trucos o juegos muy sencillos que te ayudarán en tiempo récord.

Especialistas consideran que alrededor de los 5 años los niños deben empezar a distinguir con mayor acierto estos lados, pero estando en casa y de forma lúdica, pueden terminar con este llamado problema de lateralidad cruzada. ¡A jugar!

Instrucciones para entrenar desde casa

1. Durante la preparación de la mesa a la hora de comer. Pídele a tu hijo que ponga el tenedor a la derecha y la cuchara a la izquierda del plato. Así a diario durante una semana.

2. Durante el rato que estemos preparando la comida. Trata de ser más específico y pídele objetos a sus costados. ¿Podrías acercarme el vaso verde que tienes a tu derecha?

3. Durante un paseo por la calle. En su siguiente regreso del parque a la casa, pregúntale ¿En esta esquina vamos a dar vuelta a la derecha o a la izquierda?

4. Después de bañarse. Podrías tomar dos opciones y colocarlo frente a él. ¿Te gustaría la camiseta de la derecha o la izquierda?

5. El juego de levantar la mano. Siéntense en familia en forma de círculo y que papá o mamá indiquen la mano que deben ir levantando, (las dos, solo derecha o solo izquierda), pudiendo empezar más lento e ir cada vez más rápido.

6. El juego de tocar. Mamá indicará qué deben tocar y con qué mano, por ejemplo, “tocamos la silla de nuestra derecha”, “tocamos nuestra oreja izquierda”.

7. El juego de las esquinas. Un juego también muy parecido podría ser en que en un espacio grande donde todos se sitúen al centro, papá indica que todos deben dirigirse a un círculo a la derecha o al círculo de la izquierda. El último en llegar o el que se equivoque será eliminado.