“Yo no cambio playera con esos cabrones”: Claudio Suárez explotó contra Oribe y Antuna por polémica en el Clásico

El exdefensa de las Chivas vio muy mal que los futbolistas intercambiaran jerseys con los americanistas

“Yo no cambio playera con esos cabrones”: Claudio Suárez explotó contra Oribe y Antuna por polémica en el Clásico
Claudio Suárez fue un referente del Rebaño.
Foto: Imago7

La polémica generada el sábado pasado tras el Clásico Nacional sigue teniendo reacciones, pues varios exfutbolistas consideran que Oribe Peralta y Uriel Antuna actuaron mal al reír e intercambiar playeras con jugadores del América.

El exdefensa del Rebaño, Claudio Suárez, no se guardó nada y en entrevista para El Universal criticó lo hecho por los actuales elementos de los tapatíos.

Lo vi mal, creo que hay momentos para todo y bueno, eso lo he discutido con varios amigos y me dicen que eso es del tiempo de las cavernas, que me quedé en el pasado, que quiero ver sangre, pero mira, lo seguiré diciendo mañana, pasado, siempre. Debes tener esa pasión, la verdad yo no puedo ver a un compañero que acabamos de perder y contando chistes”, declaró.

El “Emperador” contó que si bien tenía amistad con algunos jugadores de las Águilas en su tiempo como futbolista, la rivalidad era fuerte y hasta les prohibían platicar.

“Alguna vez saludamos al rival, pero antes del juego, tenía muchos cuates también en el América, me llevaba super bien con Cuauhtémoc Blanco, con Germán Villa Isaac Terrezas y recuerdo que Carlos Reinoso les prohibió saludarnos antes y después del juego. Yo ya sabía eso y en el estadio Azteca lo hice a propósito, fui con Villa y le gritaba ‘hey cabrón, ven saludar. No me quieres saludar’”, indicó.

Asimismo, Suárez contó que jamás pensó en intercambiar playera con los americanistas, a pesar de que su familia era aficionada al cuadro de Coapa.

Dos de mis hermanos y mi papá en paz descanse le iban al América y me decía, ‘cambia la playera’ y les decía, ‘ni maíz, yo no cambio playera con esos cabrones’. Ya es de cada quien, pero ya viéndolo como institución, como grupo, no lo vería bien o si hubiera sido yo hoy jugando con Oribe o Uriel Antuna, les hubiera reclamado. Les hubiera dicho ‘espérate, ¿cómo?. Creo que hay momentos, no está mal que platiquen porque todos tenemos cuates… Sentir eso, la sangre que te hierve y lo vi mal, se equivocaron en quedarse ahí. Salúdalo y vete”, aseguró el “Emperador”.