Millones de personas en EE.UU. buscan ayuda para no pasar hambre este ‘Thanksgiving’

La pandemia del coronavirus ha aumentado la cantidad de personas en situación de inseguridad alimientaria

Millones de personas en EE.UU. buscan ayuda para no pasar hambre este ‘Thanksgiving’
Bancos de alimentos de todo el país han experimentado récord de demanda.
Foto: Michael Loccisano / Getty Images

Más estadounidenses necesitan ayuda para no pasar hambre en medio de los estragos económicos que está causando la pandemia del coronavirus. Mientras tanto, los mulimillonarios del país se hicieron $1 billón de dólares más ricos desde que empezó la crisis sanitaria.

Un análisis de la organización Feeding America estima que 15 millones de personas más vivirán en hogares con inseguridad alimentaria en Estados Unidos este año, en comparación con las estimaciones previas a la pandemia.

“Los bancos de alimentos han visto un aumento constante del 60% en la demanda en comparación con el año pasado, y continúan requiriendo más alimentos y recursos para proporcionar a las personas necesitadas”, dijo la organización en un comunicado días antes del Acción de Gracias.

Según los datos que el Censo publicó una semana antes de Thanksgiving, alrededor del 12% de los adultos que viven en hogares estadounidenses con niños recibió una compra gratuita o una comida gratis la semana anterior. La encuesta fue realizada entre el 28 de octubre y el 9 de noviembre.

La situación es peor en algunas partes del país. Por ejemplo, alrededor de 1 de cada 4 hogares en Rhode Island batallaron durante el verano para poner un plato de comida sobre la mesa, de acuerdo a un informe publicado el lunes.

A pesar de la ayuda federal, a un 25% de los hogares en el estado les preocupaba tener una alimentación adecuada, en comparación con el 9.1% del año pasado y el mayor nivel de inseguridad alimentaria en Rhode Island en 20 años. La misma encuesta reveló que la pandemia ha golpeado especialmente a la alimentación de las familias de color.

La situación se extrapola a todo el país, donde las organizaciones que reparten alimentos han informado de una demanda récord antes del Día de Acción de Gracias.