Estados Unidos acusa a China de cometer “genocidio” contra los uigures en Xinjiang

El gobierno de Donald Trump lanzó una grave crítica contra China en el último día de su presidencia

Estados Unidos acusa a China de cometer “genocidio” contra los uigures en Xinjiang
El secretario de Estado Mike Pompeo.
Foto: Getty Images

Nuevo golpe a China por parte del gobierno de Trump en el último día de la presidencia del líder republicano.

El gobierno del presidente saliente determinó que el gobierno chino ha cometido “genocidio y crímenes contra la Humanidad” en su campaña de represión de la etnia musulmana uigur en la convulsa región de Xinjiang, en el oeste del país asiático.

Así lo señaló el secretario de Estado, Mike Pompeo, este martes, a menos de 24 horas de que tanto él como el mandatario abandonen sus puestos y Joe Biden tome posesión como nuevo presidente de EE.UU.

En una llamada con la prensa recogida por Reuters, funcionarios estadounidenses explicaron que una “exhaustiva documentación sobre las políticas (de China), sus prácticas y abusos en Xinjiang” revisada por Pompeo le llevó a la determinación de que los mencionados actos se habían estado llevando a cabo desde al menos marzo de 2017.

“Intento sistemático”

“Tras una detallada revisión de los hechos disponibles, he determinado que la República Popular de China, bajo la dirección y el control del Partido Comunista de China, ha cometido genocidio contra los uigures predominantemente musulmanes y otras etnias y grupos minoritarios religiosos en Xinjiang”, señaló Pompeo en un comunicado.

“Creo que este genocidio continúa, y que estamos presenciando un intento sistemático de destruir a los uigures por parte del Estado chino de partido único”.

Se trata del primer país occidental en calificar formalmente de “genocidio” la represión china en Xinjiang, extensamente documentada por medios internacionales, entre ellos la BBC.

El gobierno chino ha negado tajantemente las acusaciones de represión y abusos en Xinjiang y asegura que las personas internadas en campos “de reeducación” construidos en la zona reciben “formación vocacional”, en el marco de la lucha contra el “terrorismo, extremismo y separatismo”.

Mike Pompeo

Reuters
El gobierno de Trump está tomando importantes acciones en política exterior en los últimos días de su mandato.

Las declaraciones de Pompeo se producen en un momento de grave deterioro de las relaciones entre las dos potencias mundiales y después de que la propia campaña de Biden calificara los hechos de Pekín en Xinjiang de “genocidio”, destaca la prensa estadounidense.

El presidente electo ha tildado al presidente chino, Xi Jinping, de “mafioso” y los expertos apuntan que la nueva política con China no cambiará de fondo con su gobierno, aunque sí de forma, pues, a diferencia de Trump, se espera que Biden busque el multilateralismo para enfrentarse a la potencia asiática.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.