Más de 890,000 inmigrantes han sido expulsados bajo el Título 142 o fueron considerados inadmisibles

En siete meses del año fiscal 2021 se ha retornado a más del doble de todas los extranjeros que fueron enviados a sus países o México en año fiscal 2020, según datos de CBP

Más de 890,000 inmigrantes han sido expulsados bajo el Título 142 o fueron considerados inadmisibles
Miles de personas son retornadas a México a enviadas a sus países de origen.
Foto: Luis Torres / EFE

Aunque ha recibido críticas por la llamada “crisis migratoria”, el gobierno del presidente Joe Biden es claro en mensaje y acciones sobre ingreso irregular al país: pide no venir a los Estados Unidos y está expulsando a miles de personas.

En mayo el incremento de detenciones fue de alrededor del uno por ciento, pero la cifra es alta, son cerca de 180,000 personas detenidas en la frontera, pero en lo que va del año fiscal, la cifra alcanza las 897,000 extranjeros. Eso en ocho meses del año fiscal 2021, que termina en septiembre.

Para darse una mejor idea, la cifra es más del 50% del año fiscal 2020, cuando se reportaron 402,806 no-ciudadanos expulsados bajo el Título 42 y el Título 8, según reportes de la oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP).

El Título 42 lo puede imponer cualquier gobierno, pero recientemente fue aplicado por el gobierno del presidente Donald Trump, debido a la pandemia de COVID-19.

“Las expulsiones se refieren a las personas encontradas por USBP (Patrulla Fronteriza)… y expulsadas al país de último tránsito (México) o al país de origen, en interés de la salud pública, según el Título 42 del U.S.C. 265 (Código de los Estados Unidos”, indica la agencia.

Por ese motivo se han expulsado a 648,185 en los últimos siete meses, en medio de presiones de organizaciones civiles que exigen al presidente Biden terminar con ese lineamiento, el cual ha permitido una expulsión expedita del país.

“Apoyar el fin inmediato del uso del Título 42, como la principal herramienta para seguir negando el derecho de las personas a solicitar protección humanitaria en los EE.UU.”, pidió la coalición Alianza Americas, que trabaja con inmigrantes de Centroamérica.

El Título 8 corresponde al retorno a sus países o a México de personas que solicitan asilo, pero no son elegibles debido a que sus casos no son creíbles o porque ingresaron en forma irregular a EE.UU., pero no necesariamente fueron arrestadas. Estos casos son 249,616 en los últimos siete meses.

Aunque existe diferencia jurídica entre expulsión y deportación, la primera es en sentido práctico una deportación del país.

¿Doble mensaje?

La Administración Biden ha sido criticada por enviar “dobles mensajes” a los inmigrantes, ya que mientras defiende sus aportes en el país, el propio presidente ha pedido que no vengan a EE.UU., porque “no es el momento”.

El mensaje del presidente Biden surgió en medio del incremento del arribo de niños no acompaños que superó el 100% en los últimos meses, pero la vicepresidenta Kamala Harris hizo nuevamente esa petición en Guatemala.

“No vengan. No vengan”, dijo Harris en una conferencia prensa, posición que fue celebrada por el presidente Alejandro Giammattei, quien dijo a Fox News que ese rea un mensaje claro, no aquel que promueve “la reunificación familiar”, como si fuera una invitación.

Sin embargo, la Administración Biden, al hablar de reunificación familiar se refiere a los más de 5,500 niños separados durante el gobierno de Trump.

En los hechos el mensaje es claro: las personas que llegan al país en forma irregular son expulsadas casi de inmediato.