Toyota aún no se decide por lanzar un vehículo completamente eléctrico

A pesar de todos los lanzamientos de vehículos eléctricos que se han estado llevando a cabo en los últimos meses, Toyota es uno de los fabricantes que sigue sin apostar completamente por este tipo de tecnología

Toyota aún no se decide por lanzar un vehículo completamente eléctrico
Toyota ha explorado tecnología híbrida y de celdas de combustible de hidrógeno, pero aún no construye un auto completamente eléctrico.
Foto: Toyota / Cortesía

A pesar de no haber invertido de lleno en el desarrollo de vehículos eléctricos, Toyota no se encuentra negada del todo a este tipo de tecnología, de hecho su objetivo es ofrecer una amplia gama de opciones para un futuro en el que los vehículos de combustión interna pasarán a ser historia. Según un informe de Automotive News, la marca realizó su reunión anual de accionistas recientemente y. durante la celebración. su director Shireki Tarashi opinó que, por ahora, “es demasiado pronto para concentrarse en una sola opción”, respondiendo a la pregunta de un inversionista relacionada con la repentina oleada de cambios que está arrastrando a casi todos los fabricantes hacia la electrificación.

Esto no es descabellado. La visión de Tarashi está enfocada en la competencia de tecnologías, un fenómeno que cree necesario en la industria. Por eso, la empresa se ha estado enfocando en otras alternativas como las celdas de combustible de hidrógeno y los vehículos híbridos, dos tipos de tecnología que unidas a los vehículos eléctricos representarán las opciones del mañana.

Foto de una persona operando la interfaz de una pantalla en un auto Toyota
Los avances de Toyota también se han dado en cuanto a tecnología de asistencia al conductor./ Foto: cortesía Toyota.

A pesar de su posición, Toyota tiene planes de hacer su debut en el mercado de los autos eléctricos en el futuro, una hazaña que la llevará a completar su plan de lograr la neutralidad de carbono para 2050. Su promesa incluye 15 modelos completamente eléctricos que serán presentados en 2025. El primer paso para lograr este objetivo ya se ha dado a través de una alianza entre la empresa y su socio Subaru para construir el Toyota bZ4X, un SUV eléctrico que contará con la posibilidad de recargar su batería con luz solar y que está programado para estar disponible a mediados de 2022.

La decisión de Toyota también está justificada por los distintos problemas que se desprenden de las largas cadenas de suministro, responsables de proveer lo necesario para la fabricación de baterías. Estos problemas, que también tocan temas sociales, están llevando a otros fabricantes a implementar una economía circular, incluyendo el reciclaje y la reutilización de metales como el litio para garantizar la demanda. Mientras tanto, otras empresas están haciendo grandes inversiones en la producción de vehículos eléctricos, como General Motors, que ha decidido aumentar su inversión inicial de $20 mil millones a $35 mil millones para impulsar su tecnología de baterías Ultium.

También te puede interesar: General Motors aumenta su inversión para vehículos eléctricos de $20,000 millones a $35,000 millones