Podrían no pedir prueba de vacuna para cruzar la frontera Tijuana- San Diego

Aunque las autoridades fronterizas subrayaron que todos deben portar la prueba en caso de ser requerida

Cruce fronterizo Tijuana-San Diego
Cruce fronterizo Tijuana-San Diego
Foto: Manuel Ocaño / Impremedia

Los inspectores en la frontera podrían no exigir prueba de estar vacunadas contra el covid 19 a todas las personas que desde el 8 de noviembre crucen con visa de visitante desde México, pero todos deberán portar esas pruebas en caso de que las soliciten.

Tampoco se van a pedir evidencias de estar vacunados a los menores de 17 años de edad.

Ambos son datos que proporcionó en conferencia de prensa el oficial encargado de la garita de San Ysidro, Moisés Castillo, para aclarar lo que se espera ahora que van a concluir las restricciones a cruces fronterizos no esenciales, después de 19 meses de cierre, como medida para prevenir contagios durante la pandemia.

El agente dijo que las pruebas de vacunación solo se deberán presentar si un inspector en la frontera las pide, pero aclaró que “las personas no debieran de esperar a que las soliciten, si verbalmente pueden informar que ya se han vacunado”.

En conferencia de prensa, Moisés Castillo, agente en la garita de San Ysidro, se dirige a los medios. (Manuel Ocaño)

En México hay inquietud sobre si podrán cruzar las personas que se vacunaron con dosis de CanSino de China y Sputnik 5 de Rusia.

A pregunta expresa de La Opinión, el oficial de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) dijo que las personas interesadas en esa información deberán revisar en la página de internet de CBP lo que se informa al respecto.

Ninguna de esas dos vacunas ha sido reconocida por la Administración de Alimentos y Medicinas (FDA) ni por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

La página de CBP dice aceptará “todas las vacunas aprobadas y autorizadas por la FDA, así como todas las vacunas que tienen una Lista de uso de emergencia (EUL) de la OMS”.

En México se aplicaron por lo menos 850,000 dosis dobles de CanSino en 28 estados. La vacuna se usó para proteger a algunos grupos en riesgo, como los profesores de escuelas públicas.

En Tijuana cientos de migrantes mexicanos que esperan en albergues también fueron vacunados con dosis dobles de CanSino, mismas que se aplicaron conjuntamente.

En julio pasado México comenzó a producir vacunas Sputnik 5 bajo supervisión rusa. Ahora no hay datos de cuántas dosis han sido distribuidas y aplicadas.

Otro dato importante que proporcionó el oficial Castillo fue que el paso peatonal oeste de San Ysidro o PedWest “no se va a abrir por el momento”. Explicó que se hace una evaluación para esa apertura, que será hasta nueva orden.

Al lado mexicano esa entrada peatonal es El Chaparral, donde cerca de mil migrantes, incluidos niños, han acampado desde febrero en espera de una oportunidad para cruzar la frontera a solicitar asilo.

La alcaldesa entrante de Tijuana, Montserrat Caballero, dijo que no piensa obligar a los migrantes a desalojar, pero en los últimos días cercó ese perímetro, impuso el uso de identificaciones oficiales que proporcionó el ayuntamiento para entrar o salir del lugar, y más recientemente ordenó quitar el suministro eléctrico al campamento.

Algunos migrantes dijeron a La Opinión que ya se les advirtió que también podrían suspender el suministro de agua potable y retirar los baños portátiles que han usado durante meses.

Antes de que PedWest fuera cerrado para prevenir contagios, por la garita cruzaban hasta 63 mil personas a San Diego.

De acuerdo con cálculos de CBP, con la reapertura y sin abrir ese paso peatonal, los miles de personas que crucen la frontera por el paso peatonal este, tardarán aproximadamente un 40 por ciento de tiempo más que lo que les toma ahora pasar a San Diego.

El agente Castillo también advirtió que los tiempos de espera para cruzar por San Ysidro, la garita más transitada en la frontera con México, van a aumentar a medida que se presentan más personas en autos o a pie.

Agregó que últimamente, aun sin reabrir la frontera a viajeros no esenciales, el flujo de personas que cruzan es casi igual al que se registraba antes de que se impusieran restricciones a quienes no son ciudadanos estadunidenses o residentes legales.

“Hemos reasignado oficiales y los hemos colocado en nuestras áreas de inspección primaria y secundaria para ayudar a aliviar los tiempos de espera” para cruzar la frontera, dijo Castillo.

Agregó que “a medida que reabramos la frontera, esperamos que crezca el volumen de viajeros y los tiempos de espera aumenten también”.

Pidió paciencia a los viajeros para ayudar a acelerar el proceso de cruzar la frontera.

También recomendó evitar las horas de mayor tránsito de México a California, que son entre las 4 y las 10 de la mañana, cuando hasta 50 mil personas cruzan la frontera principalmente a trabajar y en menor cantidad a estudiar.