Medida ULA promete cobrar impuestos solamente a los más ricos de la ciudad de Los Ángeles para crear viviendas asequibles

Los impuestos serían solamente para quienes venden sus propiedades con precios mayores de los $5 millones

Un grupo de partidarios que dice Si a la Medida ULA. (Suministrada)
Un grupo de partidarios que dice Si a la Medida ULA. (Suministrada)
Foto: Si a ULA / Cortesía

A pocas semanas de las elecciones del 8 de noviembre y tras los recientes resultados devastadores del alto número de personas sin hogar en Los Ángeles, desamparados y defensores piden a los angelinos que voten Sí la Medida ULA.

Esta medida es un impuesto único que afecta las ventas de propiedades que cuestan $5 millones o más en la ciudad de Los Ángeles.

Es decir que si una casa, condominio o propiedad supera los $5 millones, el o los dueños pagarán un impuesto único del 4% en el momento de la venta. Si la propiedad cuesta $10 millones o más y el impuesto sería del 5,5%.

Los partidarios de la medida aseguran que este impuesto solo afectaría a los más ricos de la ciudad de Los Ángeles y el beneficio será utilizado también solamente dentro la ciudad de Los Ángeles.

Actualmente el impuesto de transferencia de documentos de estas propiedades en la ciudad de Los Ángeles es del 0.45%

El dinero recaudado brindará asistencia no solamente para que las personas sin hogar consigan una vivienda permanente pero también proveerá ayuda financiera a personas mayores de bajos ingresos y personas con discapacidades que corren el riesgo de quedarse sin hogar por no poder pagar su alquiler. Brindará asistencia legal y servicios de extensión a los inquilinos en riesgo de perder sus hogares.

Adicionalmente, la medida permitirá a organizaciones comprar viviendas asequibles existentes y construir nuevas evitando que estas propiedades se vayan a desarrolladores que aumentan la renta excesivamente.

El más reciente conteo de personas sin hogar de la Autoridad de Servicios para Personas sin Hogar de Los Ángeles (LAHSA), reveló en su conteo del 2022 que hay más de 69,000 personas en el condado de Los Ángeles. Del total, casi 42,000 desamparados viven en la ciudad de Los Ángeles, lo cual mostró un incremento del 1.7% en comparación con el 2020.

Alison Vu, gerente de comunicaciones de Alliance for Community Transit-LA, dijo que hay un estimado de que estos impuestos generarán más de $800 millones al año en fondos para la producción y la preservación de viviendas asequibles, la protección de inquilinos incluyendo asistencia de alquiler para los más necesitados como los mayores de edad, discapacitados y los veteranos.

“Nos permitirá asegurarnos de que cualquier inquilino que esté siendo acosado ilegalmente o que enfrente algo ilegal como aumentos ilegales de alquiler, esté protegido”, dijo Vu. “Esperamos poder servir a 475,000 personas cada año”.

Un grupo de partidarios que dice Si a la Medida ULA. (Suministrada)

Si la medida ULA llega a aprobarse en noviembre, tomará efecto el primero de enero del 2023. Se estima que en los primeros 10 años se podrán producir hasta 26,000 unidades de vivienda asequible.

“El punto es que queremos abordar la falta de vivienda, que es la crisis número uno en la ciudad de Los Ángeles, financiando viviendas asequibles para que las personas tengan hogares permanentes, pero también queremos proteger a personas que podrían perder su hogar”, recalcó Vu.

La preocupación de los más necesitados

María Patino Gutiérrez, directora de políticas e Investigación para el desarrollo equitativo de la organización Acción Estratégica por una Economía Justa (SAJE), dijo que es imperativo en este momento aprobar una ley como la Medida ULA en la ciudad de Los Ángeles.

Explicó que aun hay mucha incertidumbre sobre las protecciones para inquilinos que se establecieron para protegerlos durante la pandemia del covid-19. Sin embargo, con la idea de que ya nos estamos recuperando algunas de estas protecciones están por eliminarse gradualmente.

“Así que es el momento de asegurarnos de que esas protecciones de emergencia que se establecieron y los recursos realmente puedan hacerse permanentes”, dijo Gutiérrez.

Explicó que uno de los programas que beneficiaron grandemente a la comunidad más afectada económicamente por el covid-19 fue el programa de asistencia de alquiler de emergencia.

El estado proveyó el dinero y organizaciones como SAJE ayudaron a las personas interesadas a llenar su solicitud.

“Y tenemos personas que nos llaman para preguntarnos si conocemos alguna otra forma en que puedan solicitar este tipo de fondo”, indicó Gutiérrez.

Recalcó que la aprobación de la Medida ULA sería la solución para aquellos que aún no se han recuperado por la pandemia en su situación económica.

“También hay un programa que se estableció a nivel de la ciudad llamado Stay Housed LA, que ha sido un programa que realmente apoya a los inquilinos con protección legal. Este tipo de programas son muy necesarios, pero no son permanentes”, dijo Gutiérrez.

Si se aprueba la Media ULA se creará un comité de vigilancia ciudadana para asegurarse que el dinero sea utilizado de la forma prometida.

No a la Medida ULA

Los opositores a la medida indican en su página web “No on ULA, No on SP”, que la Medida ULA está siendo engañosa al decir que el aumento de impuestos solo lo pagarán los residentes más ricos de la ciudad, pero aparentemente “una lectura cuidadosa” de la medida de 55 páginas muestra que los inquilinos, los propietarios de viviendas y las pequeñas empresas enfrentarán costos más altos si se aprueba la ULA.

Angelenos Against Higher Property Taxes, una coalición de propietarios de viviendas, inquilinos, contribuyentes y pequeñas empresas de Los Ángeles, llamaron a la medida ULA el aumento de impuestos a la propiedad más grande en la historia de la ciudad de Los Ángeles.

Entre los opositores está el reverendo Andy Bales, director ejecutivo de Union Rescue Mission, quién dijo que en el pasado los votantes ya han aprobado dos medidas de financiamiento para personas sin hogar. Estas medidas supuestamente han recaudado más de $1.2 mil millones pero no han conseguido las viviendas prometidas por los políticos.

“Seis años después todavía no han gastado todos los fondos y ahora piden más. Con los costos disparados, los residentes de Los Ángeles no pueden permitir la ULA”.

La Medida ULA solamente aparecerá en la boleta de los votantes que residen en la ciudad de Los Ángeles.