Necesitamos soluciones para niños viviendo en pobreza

La pobreza infantil es fundamentalmente una crisis moral y económica para el estado

¡Mantente al día con las noticias de interés de los Hispanos!

Sigue a La Opinión en Facebook

Necesitamos soluciones para niños viviendo en pobreza
El cartel anuncia: “Los Ángeles Ciudad Limitada, Población con Salario de Pobreza 810,864” (City Limited Poverty Wage Pop 810,864).
Foto: Virginia Gaglianone / La Opinión

“A veces llegaba a casa de la escuela y no había nada en el refrigerador excepto mostaza y salsa de tomate.”

Eso es lo que significa la pobreza para Alejandra Flores de 17 años. Ella es una de los 1.9 millones de niños (21.2%) a través del estado que vivían en la pobreza en el 2015, y entre los 524,459 niños en el Condado de los Angeles que vivían en la pobreza, de acuerdo a los datos de la Oficina del Censo de los Estados Unidos.

La pobreza infantil es fundamentalmente una crisis moral y económica para el estado. Al no actuar con urgencia condenamos a millones de niños a un ciclo de pobreza que los roba de oportunidades y socava su habilidad a prosperar.

En ninguna parte hay más urgencia que en el Condado de Los Angeles donde los niños de color sufren desproporcionadamente. En el 2015, 29.5 por ciento de niños latinos viviendo en el condado (410,288) eran pobres; y 50,332 cual representa 30.5 por ciento de los niños afro-americanos en el Condado de Los Angeles también vivían bajo el umbral de pobreza.

Estudios demuestran que los niños pobres son más propensos a abandonar la secundaria, más propensos a sufrir de depresión o sufrir de enfermedades mentales y son más propensos a sufrir de abuso o descuido. Más allá, el nexo entre el crimen y la pobreza sugiere que niños que son pobres tienden ser pobres como adultos; como resultado, más propensos a involucrarse con el sistema de justicia criminal.

En un esfuerzo a destacar programas exitosos que han demostrado impacto, Children’s Defense Fund- California (CDF-CA) recientemente hizo público un informe – Erradicando la pobreza ahora: enfoques locales para California. El reporte delinea oportunidades concretas de política y estrategias programáticas para reducir la pobreza infantil. Estas estrategias incluyen: el ayudar a los padres a encontrar trabajos que pagan un salario de subsistencia; el crear una fuerte red de seguridad para las familias que caen en tiempos difíciles; el brindar educación financiera y programas de asistencia; y realizar inversiones a largo plazo que son necesarias para romper el ciclo de la pobreza infantil, incluyendo inversiones en educación, salud y desarrollo de la juventud.

En el informe, CDF-CA delinea una serie de modelos ejemplares de programas eficaces, políticas y esfuerzos, varios de los cuales se encuentran en Los Angeles. Por ejemplo, la Ciudad de Los Angeles y oficiales del condado planteó sus salarios mínimos por encima del umbral del estado. En 2020, el salario mínimo aumentará a $15. Además, el programa de prescolar universal (LA-UP) ha hecho un compromiso significativo para aumentar las oportunidades de educación temprana para niños de familias de bajos ingresos. Y en 2008, una red de colaboradores en la comunidad lanzo la Iniciativa Comunitaria Lugar de Magnolia. La iniciativa coordina esfuerzos con un objetivo de transformar colectivamente un área del bloque 500, cerca del centro de Los Ángeles, en las áreas de educación, buena salud, estabilidad económica y la crianza y cuidado de niños.

A pesar de cierta medida de éxito, hay mucho más por hacer y CDF-CA es optimista sobre las posibilidades de un cambio en el horizonte. En noviembre, los votantes de Los Angeles se someterán a la aprobación de $1.2 mil millones de bonos de obligación general para financiar la construcción de viviendas asequibles y de apoyo para personas sin hogar. Apoyamos esta iniciativa y otras similares que luchan por poner un fin a la pobreza infantil.

Los programas y políticas delineadas en el informe Erradicando la pobreza ahora: enfoques locales para California muestran que se necesita de todos los sectores – privado, sin fines de lucro, gobierno, educación, salud, actuando en concierto para resolver esta crisis extrema. Aunque puede ser difícil imaginar un mundo sin niños con hambre o desamparados, debemos creer que es posible.

Debemos detener este ciclo y tomar medidas inmediatas para poner fin a la pobreza infantil. Uno de nuestros grandes líderes morales, Nelson Mandela, nos proporcionó la motivación para progresar, cuando dijo que “la pobreza puede ser superada y erradicada por las acciones de los seres humanos.” Simplemente debemos aceptar el reto.


Alex Johnson es el director Ejecutivo de CDF en California

Te recomendamos