El ‘Guille’ vuelve como Tuzo

Guillermo Franco regresa a México después de seis años entre Europa y Argentina
El ‘Guille’ vuelve como Tuzo
A los 36 años, Guillermo Franco cumplió una buena campaña con Vélez Sarsfield, que le ha servido para regresar al futbol mexicano.
Foto: AP

MÉXICO, D.F (NTX).- El delantero argentino naturalizado mexicano Guillermo Franco llegó a un acuerdo con la directiva del Pachuca para convertirse en su último refuerzo para el Torneo Clausura 2012, confirmó el club la tarde de ayer.

El llamado “Equipo de México” informó por medio de su cuenta oficial de twitter: “Guillermo Franco ya firmó con Pachuca, es el nuevo refuerzo”.

Franco, mundialista por México en Alemania 2006 y Sudáfrica 2010, donde su inclusión como titular en los cuatro partidos que disputó el Tricolor en la primera justa histórica con sede en una nación africana fue muy criticada, retornará al balompié mexicano para una segunda etapa tras seis años en el extranjero.

El delantero jugó con el Monterrey siete torneos, del Apertura 2002 al Apertura 2005, donde llegó a la final frente al Toluca, aunque emigró entonces al balompié europeo con las manos vacías porque esa final fue ganada por Diablos Rojos con un global de 6-3, incluida la victoria de visitantes 3-0 en la vuelta en el Estadio Tecnológico.

Tras una reunión celebrada a lo largo del último día del año, Jesús Martínez, presidente del Pachuca, confirmó que el jugador se integrará a la plantilla del equipo hidalguense entre mañana y el martes, con lo que queda completa la escuadra de cara al próximo torneo de Liga.

“Acabó de colgar con él, me dice que está muy contento con la oportunidad que le estamos dando de volver al futbol mexicano, y agradecido con Pachuca por el esfuerzo que hemos hecho para que vista la camiseta de los Tuzos”, comentó el mandamás hidalguense al portal mediotiempo.com.

“Guille”, nativo de Corrientes, Argentina, se convirtió en ídolo de la afición de Rayados, club donde fue campeón en el Clausura 2003, y se ganó el cariño por su aporte a la ofensiva al conseguir con Monterrey 63 goles en los 119 partidos que disputó entonces.

Sin ser un elemento de entradas fuertes, pero sí de fuerte temperamento, también sumó siete expulsiones antes de emigrar al final del Apertura 2005.

En ese verano, el jugador fue vendido al Villarreal de España, con el que tuvo un paso fugaz, para luego enrolarse con el West Ham de la Premier League de Inglaterra y, finalmente, tras su convocatoria polémica a la selección mexicana en Sudáfrica 2010, llegó al Vélez Sarsfield de Argentina, escuadra de la que proviene.

Franco ocupó titulares de la prensa mexicana durante el Mundial 2010 por la terquedad del entonces entrenador Javier Aguirre en mantenerlo como delantero titular en detrimento del joven talento Javier “Chicharito” Hernández, quien aprovechó cada minuto sobre el campo y se convirtió en ídolo indiscutible de los seguidores aztecas, quienes a la vez rechazaban la presencia del delantero correntino y lanzaban duras críticas contra Aguirre.

Franco, un veterano de 36 años, llegará a engrosar la ofensiva de los Tuzos que ya cuenta con hombres como Enrique Esqueda, Mauro Cejas, Edy Brambila, Jaime Ayoví, Félix Borja y el canterano y campeón del Mundo Sub-17, Marco Bueno.