Tú puedes ser su milagro

Joven dominicano que perdió a su madre y sus hermanas hace 10 años, cuando se estrelló el Vuelo 587, necesita un donante de medula ósea para vivir

Una placa de recordación del lugar donde se estrelló el fatídico vuelo.
Una placa de recordación del lugar donde se estrelló el fatídico vuelo.
Foto: Gerardo Romo / EDLP

Cada vez que Dionis Guerrero Baez se acerca a una década, el destino se ha encargado de sorprenderlo con golpes demoledores. Cuando tenía 10 años, perdió a su mamá Altagracia y a sus hermanitas Diomarys y Dariana, cuando el vuelo 587, que las llevaba de Nueva York a Santo Domingo, se estrelló, dejando sin vida a todos los ocupantes.

De esa tristeza se levantó y siguió adelante junto a su padre Dionisio, ambos residentes en El Bronx. Pero acercándose a cumplir los 20 años, este joven universitario enfrentó otro golpe: la leucemia que en algún momento lo había afectado regresó con fuerza y ahora depende de un trasplante de médula ósea si quiere seguir viviendo y completar las metas que como bioquímico se ha trazado.

Sus médicos le dijeron que el mejor donante podía ser un hermano, pero Dionisio las perdió a las dos y no existe nadie, en la base de datos de 13 millones de donantes, que sea compatible con él.

Sin embargo, tú pudieras ser esa persona. Piensa en que podrías darle vida, alegría y sobre todo cambiar las décadas de Dionis, de manera que comience a recibir bendiciones a través de la buena salud. El, en entrevista con el periódico Daily News, reveló que está esperanzado en que aparezca un donante. Sin embargo, si así no fuera, dijo que “ojalá encuentren entonces para otros niños que también lo necesitan”.

La oportunidad para auxiliarlo es este viernes, de 7:00 a.m. a 12 del mediodía, en el 3959 de Broadway en el Alto Manhattan.