“No vine a votar, vine a descansar”

Ambiente electoral en los casinos
“No vine a votar, vine a descansar”
Foto: Cristina Loboguerrero / EDLP

LAS VEGAS, NEVADA – Mientras el ruido de las máquinas tragamonedas no cesa en uno de los casinos ubicados en la avenida Las Vegas –arteria principal de la llamada Ciudad de Plata– Cesar Peralta, que trabaja como botones en el Hotel Belaggio desde hace cuatro años, se anima y especula sobre la situación política actual.

“Me empecé a interesar en lo que pasaba en política desde que me hice ciudadano hace seis años”, dice Peralta, que asegura no tener filiación política, aclarando que está pensando seriamente en no votar en las elecciones presidenciales.

“No me gustan los republicanos y no voy a votar por ellos, pero tampoco quiero votar por Obama, como castigo por no haber cumplido lo que prometió”, subraya el hombre de 34 años y oriundo de Colombia, refiriéndose concretamente a la falta de una reforma comprensiva de inmigración.

A sus compañeros, que se mantienen en constante ajetreo, pendientes a subir, recibir, y ayudar a cargar maletas de los huéspedes que llegan al hotel, las primarias del fin de semana -que se llevarán a cabo en todo el estado de Nevada- parece un tema que no les interesa.

“Mire”, dice Leonardo Ruiz, vestido con su uniforme negro de brillantes botones dorados “lo que está claro para nosotros, es que gane el partido que gane, lo que nos interesa es que mantengamos nuestros trabajos”.

Dentro de los asistentes a las salas de juego -en su mayoría turistas- el denominador común es que lo último que quieren hacer es hablar de política. “No vivo aquí y aunque soy republicano no vine a votar, vine a descansar”, dijo tajantemente Oscar Benavides, residente de Virginia.