Peruano culpable por matanza en escuela de NJ

José Carranza enfrenta cadena perpetua y será sentenciado el próximo 9 de abril.

Nueva York (EFE).- El peruano José Carranza fue encontrado hoy culpable de tres cargos de asesinato agravado y cuatro de robo con arma de fuego, por la matanza ocurrida en el patio de una escuela de Newark en 2007.

El veredicto se alcanzó luego de que el jurado deliberara por cinco días.

Carranza, que actualmente cumple una condena de ocho años por otro delito, enfrenta cadena perpetua y será sentenciado por el juez Michael L. Ravin el próximo 9 de abril, informó la fiscalía del condado de Essex.

El peruano es uno de seis acusados por el asesinato de tres estudiantes afroamericanos- Iofemi Hightower y Dashon Harvey, ambos de 20 años y Terrance Aeriel, de 18 años, todos de un tiro en la cabeza, el 4 de agosto de 2007.

El incidente sobrevivió Natasha Aeriel, hermana de Aeriel, quien también fue herida de bala y con un cuchillo, y cooperó con la investigación. Aeriel ha sido testigo en todos los juicios que se han realizado por este caso.

Carranza, de 32 años y que es indocumentado, había asido acusado además de tres cargos de asesinato, asalto sexual, intento de asesinato, conspirar para cometer robo, conspirar para cometer asesinato y cargos por relacionados al porte de armas.

Aunque el fiscal Romesh Sukhdeo manifestó que si hubiese estado en sus manos Carranza hubiese sido encontrado culpable de todos los cargos, dijo estar complacido porque con la decisión del jurado enfrenta la cadena perpetua.

Cuatro de los acusados por la matanza fueron encontrados culpables o se declararon culpables, recordó la fiscalía en el comunicado.

Rodolfo Godinez, de 28 años y su hermanastro Alexander Alfaro, de 21 años, enfrentaron juicio y fueron encontrados culpables, mientras que Melvin Jovel, de 22 años se declaró culpable y todos cumplen cadena perpetua.

Por su parte, Shahid Baskerville, de 20 años, se declaró culpable por cargos menores en un acuerdo con la fiscalía a cambio de declarar en contra de Carranza, quien fue arrestado el 9 de agosto de 2007.

Gerardo Gómez, de 19 años, otro de los acusados, está en espera de juicio, con lo que concluiría este caso que captó la atención más allá de Nueva Jersey y que llevó al Departamento de Justicia de ese estado a endurecer medidas contra indocumentados arrestados por delitos graves.