Fuera de peligro, pero en el hospital el sacerdote Solalinde

El religioso, que ha sido amenazado de muerte en diversas ocasiones, pudiera tener dengue
Fuera de peligro, pero en el hospital el sacerdote Solalinde
El sacerdote Alejandro Solalinde no ha ofrecido declaraciones.
Foto: Archivo / La Raza / Fabiola Pomareda

México, 9 de Agosto – El sacerdote mexicano Alejandro Solalinde, férreo defensor de los migrantes centroamericanos, ingresó a un hospital después de haber presentado síntomas que sugieren un posible cuadro de dengue, informó hoy una fuente allegada al religioso.

Solalinde, responsable del albergue Hermanos en el Camino, que en 2007 fundó en el estado de Oaxaca para asistir a los indocumentados a su paso por el sur de México, fue hospitalizado esta madrugada con fiebre alta y dolores en todo el cuerpo, comentó a Efe Martha Sánchez, integrante del Movimiento Migrante Mesoamericano.

De acuerdo con Sánchez, el sacerdote “está fuera de peligro” pero seguirá hospitalizado “el tiempo que sea necesario para continuar con exámenes, ya que puede tratarse de un posible dengue clásico”.

Algunos medios de prensa especularon que el religioso podría sufrir de dengue hemorrágico, cuyos síntomas incluyen fiebre alta, dolor de cabeza severo, dolor en las articulaciones, muscular y óseo, erupción cutánea y sangrado leve de nariz o encías.

Sánchez dijo que “por precaución y razones de seguridad” no revela en qué hospital está internado Solalinde, quien a causa de su activismo y defensa de los migrantes ha sido amenazado de muerte en diversas ocasiones, la más reciente en abril pasado.

No obstante, aseveró que “personas muy cercanas y autoridades se encuentran con él”.

Solalinde, que recientemente regresó a su país protegido por agentes de la Fiscalía mexicana para salvaguardar su integridad física ante las amenazas en su contra, anunció hace dos días su posible remoción del albergue por instrucciones del obispo de Tehuantepec, Óscar Armando Campos Contreras.

No obstante, el obispo negó que le pidiera al sacerdote que renunciara a sus actividades en el refugio, aunque tampoco descartó “asignarlo” más adelante a una parroquia dentro de la zona de Tehuantepec con otros religiosos de Movilidad Humana, la división regional de la Iglesia para los migrantes.

Actualmente las autoridades mexicanas de sanidad realizan diversos programas en la zona sur del país para prevenir y erradicar de manera intensiva la transmisión del dengue.