Pedirán a EEUU aclare qué delitos imputa a Assange

El exjuez español Baltasar Garzón quiere demostrar que hay un ocultismo respecto de lo que se está haciendo en contra del fundador de WikiLeaks

Pedirán a EEUU aclare qué delitos imputa a Assange
Garzón aseguró que Assange, recluido en la embajada de Ecuador en Londres desde hace dos meses, goza de inmunidad diplomática al haberle sido concedido el asilo por parte del gobierno ecuatoriano.
Foto: AP

MADRID – La defensa de Julian Assange, que coordina el exjuez español Baltasar Garzón, presentará en los próximos días una petición a las autoridades de Estados Unidos para saber si están investigando al ex fundador de WikiLeaks y exactamente qué cargos se le podrían imputar en ese país.

Garzón dijo hoy que no alberga muchas esperanzas de obtener una respuesta y aseguró que Assange, recluido en la embajada de Ecuador en Londres desde hace dos meses, goza de inmunidad diplomática al haberle sido concedido el asilo por parte del gobierno ecuatoriano que preside Rafael Correa.

“Va a haber una petición de las defensas a las autoridades norteamericanas para saber si existe algún procedimiento relacionado con WikiLeaks y en el que se esté investigando a Julian Assange”, dijo Garzón en un encuentro con corresponsales extranjeros en Madrid.

Agregó que “ya le adelanto que no nos van a contestar. Y si nos contestan, genial. Queremos demostrar que hay un ocultismo respecto de lo que se está haciendo en contra de Julian Assange en Estados Unidos”.

El exmagistrado, conocido en todo el mundo por su intento de procesar al exdictador chileno Augusto Pinochet, precisó que dicha solicitud se presentará en los próximos días y señaló que se remitirá a “las autoridades de la fiscalía, del Ministerio de Justicia y donde existe teóricamente el procedimiento abierto”.

Garzón se refiere al gran jurado del estado de Virginia, que estudia evidencias que podrían vincular a Assange con el soldado Bradley Manning, acusado de filtrar miles de documentos clasificados que fueron revelados por WikiLeaks.

En ese sentido, Garzón consideró que el enrevesado caso judicial de Assange, que por ahora implica a Suecia, Reino Unido y Ecuador, podría resolverse rápidamente si se obtienen garantías de que su cliente no será extraditado a Estados Unidos por cargos relacionados con WikiLeaks. Subrayó que Assange tiene intención de responder ante la justicia sueca cuando goce de esas garantías.

Suecia emitió una orden de detención contra Assange para interrogarlo sobre un presunto delito de agresión sexual y el Reino Unido aseguró que si Assange pone un pie fuera de la embajada de Ecuador lo arrestará inmediatamente para extraditarlo al país nórdico.

Sin embargo, según Garzón, la concesión del asilo ha modificado las reglas del juego y abogó por la entrega de un salvoconducto que permita a Assange abandonar la delegación ecuatoriana sin ser detenido.

No obstante, recalcó que son Quito y Londres los que deben encontrar una solución diplomática y se mostró confiado en que ambos países mantengan las negociaciones abiertas.

En Quito, el canciller Ricardo Patiño, dijo que Ecuador está dispuesto a reanudar “inmediatamente” los diálogos con Gran Bretaña para buscar una solución a la situación jurídica del exfundador de Wikileaks, Julian Assange.

En declaraciones a la agencia noticiosa oficial Andes, destacó que “en estos días vamos a hacerlo inmediatamente” atendiendo lo señalado por el mismo presidente Rafael Correa, quien destacó que Ecuador no tenía inconvenientes para retomar el diálogo.

El lunes el canciller británico, William Hague, dijo que su país estaba dispuesto a retomar las conversaciones con Ecuador sobre la situación de Assange “cuanto antes”.

Patiño no dio otros detalles acerca de los mecanismos, el nivel de los voceros ni la sede.

Garzón recordó que Ecuador podría acudir en última instancia a la Corte Internacional de Justicia de La Haya, encargada de dirimir contenciosos entre países, y que como último recurso no descarta recurrir al Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo.

Garzón, apartado de la carrera judicial en España por extralimitarse presuntamente en el uso de sus atribuciones en un caso de corrupción local, también rechazó los argumentos de un juez británico que dijo que las personas que pagaron la fianza de Assange perderían su dinero si el fundador de WikiLeaks no se presentaba a declarar.

El abogado español matizó que los fiadores de Assange no son responsables de la situación creada con el asilo que dio Ecuador y argumentó que su cliente sigue “en sentido amplio” en territorio británico.

“Assange no ha huido, no está fuera de la legalidad, ni escondiéndose, ni fugándose”, dijo. “Se ha refugiado en un embajada, ha solicitado el asilo y le ha sido conferido. Esto en ningún momento puede dar lugar a la pérdida de fianza”, explicó.