Líderes hispanos de Houston recuerdan al senador Mario Gallegos

El senador estatal Mario Gallegos (izq.) fue un luchador incansable por la comunidad hispana de Houston.
El senador estatal Mario Gallegos (izq.) fue un luchador incansable por la comunidad hispana de Houston.
Foto: Gustavo Rangel / RUMBO

El senador estatal Mario Gallegos falleció en Houston este martes 16 de octubre.

El constable del Precinto 6, Víctor Treviño, recordó aquellos viejos tiempos con su amigo Mario Gallegos horas después de que se confirmara la muerte del senador el martes por la tarde.

“Recuerdo que Mario era bombero y yo policía y nunca me olvido de su pasión por ayudar a su comunidad, siempre fue de esos hombre tercos y cuando miraba una injusticia no tenía miedo para enfrentarla y luchar contra ella. Esa característica siempre fue la que yo siempre valoré”, dijo Treviño en una entrevista vía telefónica con RUMBO.

El senador Gallegos (62 años) falleció el martes en el Hospital Metodista de Houston y aunque no se dio a conocer inmediatamente la causa de su muerte fuentes cercanas dijeron que no pudo superar las complicaciones que surgieron por el trasplante de hígado al que fue sometido en 2007 y que por varios años ya venía dándole problemas.

RUMBO se enteró de que Gallegos se presentó al pasado Desfile de Fiestas Patrias enfermo y que se salió del hospital solamente para poder estar presente en el evento.

“Estaba ya muy enfermo pero quería celebrar con su gente y lo hizo”, dijo la fuente anónima.

Treviño estuvo con el senador en el hospital el viernes 12 de octubre y cuenta que a pesar de estar muy mal el funcionario no dejaba de mostrar fuerzas.

“Le dije a Mario que él tenía que superar esto para que nos pudiéramos ir a casa y me contestó de buen humor que él estaba listo para irse a casa con una sonrisa, era un persona muy fuerte aun estando en la adversidad”, agregó Treviño.

Esas fuerzas también estuvieron evidentes en 2007 luego de que se recuperaba de su trasplante de hígado e instaló una cama de hospital en las afueras de la Cámara del senado en el Capitolio en Austin para no perderse la oportunidad de votar sobre la propuesta de ley del Voter ID, que si se hubiese aprobado habría obligado a votantes texanos a presentar una forma de identificación para poder ejercer su derecho al sufragio.

El senador entró a la arena de la política hace 22 años como representante estatal y desde 1994 ha estado como senado del Distrito 6. Fue el primer méxicoamericano elegido al puesto de senador estatal del Condado de Harris.

Gallegos fue uno de los líderes hispanos más importantes de la comunidad de Houston, especialmente para el barrio del East End donde su influencia fue vital para darle inicio a varios proyectos de renovación en el viejo barrio que es mayormente hispano.

“No importa dónde anduviera Mario, siempre hablaba de su querido barrio de Magnolia, de su preparatoria Milby, de su gente, estaba muy orgulloso de donde venía y si alguien se metía con su gente no duda en pelear porque al él no le importaba estar políticamente correcto o quedar bien con la gente, a Mario le interesaba ayudar a su comunidad y punto”, explicó Treviño.

“No vamos a tener otro líder como el senador Gallegos, me tocó trabajar con él en varias ocasiones incluyendo el tema de la redistribución de distritos, Voter ID y leyes antiinmigrantes y en todas esas batallas me impresionaba su manera de enfrentar a sus rivales y de no ceder en ningún momento”, comentó Johnny Mata, portavoz de LULAC en Houston.

Gallegos se encontraba en medio de una contienda por su escaño contra el repúblicano R.W. Bray pero ya es muy tarde para remover a Gallegos de la boleta y si gana entonces el gobernador tendrá que programar una elección especial para reemplazarlo.

“El senador Gallegos fue un incansable luchador para su distrito, sin temor de sacrificarse con tal de proteger a sus constituyentes”, dijo Armando Walle, representante estatal, en un comunicado.