Proposición 8 aún en pausa en corte

El Tribunal Supremo de Estados Unidos podría definir no tomar el caso o abrir un juicio para examinar su legalidad
Proposición 8 aún en pausa en corte

SACRAMENTO.— Renata Moreira y Lory Bilela están ansiosas y en espera de que la Suprema Corte de la Nación decida si desecha la revisión de la Proposición 8 que prohíbe los matrimonios del mismo sexo o si lleva a juicio su legalidad, lo que podría anunciarse este lunes o hasta el próximo viernes.

Si la Suprema Corte decide no revisar la Proposición 8, se sostendría el fallo de una corte federal que la encontró inconstitucional, y por lo tanto, las parejas del mismo sexo podrían casarse tan pronto como la semana que entra.

Si la Corte Suprema decide tomar el caso, no habrá un fallo hasta el verano próximo, y los matrimonios del mismo sexo quedarían en suspenso.

“Nos queremos casar y nuestras familias y amigos estamos listos pero todo va a depender de lo que decida la Corte Suprema. Estamos con muchas esperanzas”, confía Renata Moreira, una inmigrante brasileña que vive desde hace cuatro años con su compañera Lory Bilela de Nueva Jersey en San Francisco.

Renata Moreira y Lory Bilela no son las únicas que aguardan ansiosas la decisión que vaya a tomar este lunes la Corte Suprema de la Nación. Hay miles como ellas.

Marcia Davalos y Laurettee Healey, una pareja que reside en Los Ángeles y que esta juntas desde siete años, están también en espera del fallo de la Suprema Corte para poder casarse. Lo han estado por años.

“Nosotros queremos tener hijos pero no queremos hacerlo sin una protección legal”, afirma Marcia. Y se mantienen optimistas en espera de una fallo favorable que les permita por fin casarse. “Como que la conversación cada vez es más fuerte. Y nos anima que el presidente Obama va a estar cuatro años más, que el 62% de los católicos latinos apoyen ya el matrimonios gay y hasta en nuestras propias familias ha crecido ese respaldo”, apunta.

El máximo órgano de justicia en la nación tendrá que decidir en los próximos días si desecha la petición para examinar la legalidad de la Proposición 8 o si abre un juicio para revisar el desafío legal Hollingsworth contra Perry.

Si se descarta la petición de revisión, parejas como Renata Moreira y Lory Bilela, Marcia y Laurette podrían casarse una semana más tarde. Si la Corte Suprema toma el caso en sus manos, se abriría un juicio con argumentos orales en marzo próximo y un dictamen final en junio.

La Proposición 8 aprobada por los votantes en noviembre de 2008, elimina el derecho de las parejas gays y lesbianas de casarse.

En mayo 22 de 2009 dos parejas de California, Kris Perry y Sandy Stier, y Paul Katami y Jeff Zarrillo, interpusieron una demanda en contra.

El 7 de febrero de 2012, la Corte de Apelaciones por el Noveno Distrito emitió un fallo histórico que sostuvo otra decisión de agosto de 2010 de la Corte de Apelaciones que encontró inconstitucional la Proposición 8.

Sin embargo, el 30 de julio de 2012, inconformes, los proponentes de la Proposición 8 pidieron a la Suprema Corte revisar el fallo del Noveno Circuito.

Portavoces de ProtectMarriage.com, la organización que llevo el caso a la Corte Suprema no tenían comentarios en espera de la decisión, sólo esperan que este órgano determine que el matrimonio debe ser únicamente entre un hombre y una mujer.