Ingleses dejan muchas dudas

Seguidores quedan inquietos con última actuación de su selección en eliminatoria

Guía de Regalos

Ingleses dejan muchas dudas
Steven Gerrard sale molesto después del empate ante Montenegro, el jugador fue uno de los veteranos ingleses que quedaron a deber.
Foto: EFE

LONDRES, Inglaterra (EFE).— El empate del martes en Montenegro que impidió a Inglaterra reconquistar la primera posición de su grupo rumbo a Brasil 2014 puso freno a la espiral de optimismo que vivían en las última semanas los ingleses, que afrontan ahora seis duros meses de dudas hasta su próximo compromiso oficial.

El combinado de Montenegro, que confía en el delantero del Juventus Mirko Vucinic para sellar su clasificación mundialista, se medirá con Ucrania en junio y podría ampliar entonces a cinco puntos su ventaja respecto a Inglaterra, que no retomará la carrera hacia Brasil hasta septiembre, ante Moldavia.

En ese tiempo, el técnico Roy Hodgson deberá volver a empezar una vez más el trabajo de convencer tanto a los aficionados como a sus propios jugadores de que la renovación que ha iniciado su equipo está destinada a devolver a Inglaterra a la lucha por los torneos internacionales.

El punto de inflexión del recorrido de Hodgson como seleccionador, inició su trabajo al frente del conjunto inglés en mayo de 2012, se produjo a principios de febrero, cuando los suyos batieron en Wembley a la temible Brasil por 2-1 y estalló la euforia en el Reino Unido entorno al conjunto de los Tres Leones.

El optimismo se disparó no solo por la victoria ante la canarinha en un encuentro que no pasaba de ser un amistoso, sino sobre todo por el juego brillante que desplegaron los ingleses y por la nueva generación de futbolistas que se dejó ver por encima de figuras indiscutibles como Wayne Rooney y Steven Gerrard.

El martes pasado, Inglaterra se llevó un duro golpe y ahora el optimismo se ha convertido en mar de dudas para los seguidores de la selección.