Aston Martin V12 Vantage S: una ‘bestia’ sobre ruedas

El nuevo coupé de la marca inglesa es capaz de desarrollar 573 caballos de fuerza y una velocidad máxima de 206 mph.

Guía de Regalos

Aston Martin V12 Vantage S: una ‘bestia’ sobre ruedas
Aston Martin aligera su modelo en 25Kg. lo que le permite desarrollar más potencia.
Foto: Aston Martin

La evolución de este ejemplar, tal como su nombre lo indica, cuenta con un propulsor AM28 V12 de 6,0 litros que alcanza los 573 HP, es decir, 56 caballos más que su antecesor. Semejante poder junto con los 620 Nm de par a 5,750 rpm permiten que la velocidad logre llegar hasta los 206 mph.

Derivada del universo de competición, la nueva transmisión Sportshift III AMT (transmisión manual automatizada) de accionamiento hidráulico y siete velocidades, que puede controlarse manualmente a través de unas levas de cambio que hay detrás del volante, es otro factor que influye en la potencia. Con un ahorro de 25 kg, este elemento es considerablemente más ligero que la utilizada por el modelo convencional (una manual de seis marchas).

A favor de la conducción, el V12 Vantage S dispone de nuevas suspensiones adaptativas con tres etapas: Normal, Sport y Track; y con la asistencia de la dirección adaptativa. El sistema de frenado está compuesto por discos cerámicos de carbono.

Si bien se mantuvieron las mismas proporciones compactas y la postura muscular de su predecesor, se realizaron modificaciones en la carrocería que no sólo pusieron al vehículo a la orden del día, sino que además favorecen a la aerodinámica, el peso y la refrigeración del motor.

Las modificaciones más notorias están en el splitter delantero y el difusor; en la parrilla y las rejillas de ventilación del capó, que dejaron atrás el aluminio para dar paso a la fibra de carbono y al titanio; y en el escape deportivo más ligero.

De la misma manera, figuran las nuevas llantas de aleación ligera de diez radios, y un paquete de gráficos exteriores que incluye al techo pintado de negro y el panel de inicio parcial pintado.

Dentro del habitáculo, los asientos deportivos son de cuero y Alcántara, con costuras y detalles ribeteados exclusivos, aunque está la posibilidad de elegir un paquete interior de fibra de carbono, que actúa sobre las butacas, el salpicadero y los apoyabrazos de las puertas, junto con los pedales en negro.

Aún sin valor de venta confirmado, se especula que antes de que finalice el año ya se comercializarán las primeras unidades.