Vicente y Alejandro Fernández viven una semana inolvidable

Una canción y un libro presentan Alejandro y Vicente Fernández al mundo
Vicente y Alejandro Fernández viven una semana inolvidable
Vicente Fernández y Alejandro Fernández (a caballo) en una foto de archivo.
Foto: Agencia Reforma

Daniel Garibay Agencia Reforma

GUADALAJARA, México.— Cuando Vicente Fernández estaba convaleciente por la operación que le practicaron el año pasado, en la que le extirparon una bolita en el hígado, Alejandro le presentó la maqueta de Confidencias, su nuevo álbum en el que cantan a dúo Me olvidé de vivir.

“Se lo enseñé en el hospital. Lo escuchó, me llamó, me dio un beso y me dijo: ‘te felicito, hijo, ahora sí, es el mejor disco que te he escuchado en tu carrera’”, recuerda El Potrillo.

La emotividad que provoca el éxito de Julio Iglesias en la familia Fernández animó a los cantantes a reunirse en un estudio de grabación, que no pisaban juntos desde hace 20 años.

Mañana será el estreno internacional del video de Me olvidé de vivir en el que el intérprete de Como quien pierde una estrella buscó en el baúl de los recuerdos las mejores fotografías al lado de Chente.

“Mi padre siempre estuvo detrás de mí, apoyándome mientras aprendía a abrir las alas y tomar el vuelo, y a volar por mí mismo. Lo único que hacía era cuidarme”, platica.

Y, haciendo referencia al título del segundo sencillo de su nuevo disco, Alejandro Fernández confiesa que siempre ha contado con el apoyo de la gente que lo quiere y que está incondicionalmente con él.

“Hay momentos en donde sí te llegas a nublar y olvidarte de ciertas cosas. Para mí lo más importante, y parte de esto me lo ha enseñado mi padre, es tener los pies sobre la tierra y tu motor siempre es tu familia”, cuenta Alejandro Fernández.

Esta semana es importante para Chente y los suyos, porque hoy se presentará el libro Vicente Fernández. Un Homenaje al Célebre Charro de Huentitán, en su Rancho Los Tres Potrillos.