Policías piden la ejecución de Tamayo

Una comitiva de agentes de Houston acompañará a la familia de la víctima

HOUSTON, Tx.— Ray Hunt estaba patrullando la noche en que el mexicano Edgar Tamayo tuvo un encuentro que cobró la vida del policía Guy Gaddis de 24 años. “Fue una situación trágica, muy lamentable para todos”, dice. El próximo miércoles, él será una de las personas presentes en Huntsville para apoyar la ejecución.

Hunt, presidente del sindicato de policía de Houston, viajará junto a un grupo de entre 10 y 15 policías que acompañarán a la familia de Gaddis al entrar y salir de la famosa prisión de Huntsville, donde se realizan la mayoría de las ejecuciones en Texas.

Aunque no lo conoció a nivel personal, cree que es importante estar presente en su uniforme en un momento como este.

“No será un día divertido para nadie, ningún policía se regocija en la ejecución de alguien que ha matado un policía. Solo vamos a apoyar a la familia y a decirles que no hemos olvidado a la persona que amaron”, aseguró en entrevista con La Opinión.

La defensa legal de Tamayo ha insistido en que no recibió ayuda consular, lo que afectó su juicio y condena. Su caso no ha sido reevaluado por la cortes a nivel federal, a pesar de que la Corte Interamericana de Justicia dictaminó en 2004 que los tribunales estadounidenses deben revisar el proceso y sentencia de los ciudadanos mexicanos para determinar si la asistencia consular hubiera hecho alguna diferencia en sus fallos.

“Él estaba viviendo en Estados Unidos y al momento de su arresto y juicio tuvo los mismos derechos que cualquier ciudadano estadounidense. Tuvo oportunidades de hablar con alguien en español. Tuvo un juicio, fue juzgado por sus pares y ellos decidieron que él debía ser ejecutado por el crimen y apoyamos esa decisión”, aseguró Hunt.

” La ley en Texas es que si cometes un asesinato capital, tienes cadena perpetua o la pena de muerte”, comentó Hunt.

Este oficial no está solo. En la página también hay mensajes en directa referencia a Tamayo. “Guy la basura que te disparó finalmente sabrá cómo se ve el infierno el 22 de enero de 2014. Yo estaré ahí en Huntsville cuando ocurra. Ya era hora. Descansa en paz hermano, nunca te olvidaremos”, escribió el oficial Chuck Culp en octubre de 2013.