Aprovechando el lado creativo de la política

Lleva cinco años trabajando en el Museo del Barrio, haciendo una labor que la sitúa en el lado opuesto a su anterior ocupación como asistente para asuntos de la comunidad de los gobernadores Eliot Spitzer y David Paterson. Licenciada en Ciencias Políticas, afirma que todo lo que es se lo debe a sus padres, que vinieron de Puerto Rico en los 80 persiguiendo el sueño americano.

De tono risueño y hablar acelerado, Eileen Reyes está muy agradecida a sus padres por haber tomado la decisión de migrar a Estados Unidos. “Trabajaron duro para alcanzar el sueño americano”, destaca, apuntando que ella ha podido estudiar, obtener su maestría y acceder a maravillosas organizaciones.

Fruto de su educación en casa, Reyes se define como una “trabajadora incansable, responsable y dispuesta a decir sí a todo”, especialmente cuando es un reto.

Algunas veces, sin embargo, tiene que dar un paso atrás al darse cuenta de que no es ‘superwoman‘. En el Museo el Barrio, donde empezó a trabajar en julio de 2009, está viviendo una “experiencia maravillosa. He aprendido mucho”, subraya.

A diferencia de sus trabajos anteriores, donde representaba al gobernador y a las comunidades latinas en el Estado, en el Museo ve la otra cara de la política. Aquí se ocupa de recaudar y gestionar ayudas —locales, estatales y federales—, implementar programas, supervisar a qué audiencias van dirigidos, hacer de intermediaria con otras organizaciones y establecer contacto con los representantes oficiales, entre otras tareas.

Reyes señala que desempeña estas labores “con honestidad”, donde se asienta la base de su reputación. Asegura que tanto en la oficina del gobernador como en el Museo, esta forma de actuar es la que guía su relación con los otros para hacer que las cosas sucedan.

“Me gusta lo que hago”, remarca Reyes, satisfecha con la “cara creativa” que está descubriendo en el Museo y en otras organizaciones con las que está involucrada. Aparte de su trabajo, su pasión es la familia. “Sin ellos no sería quien soy”, dice de manera sentida. Su reciente maternidad le ha hecho ver ciertas cosa de otra manera y desarrollar una sensibilidad especial. “Es lo mejor que me ha pasado y es mi mejor rol”, detalla.

Afortunadamente, su familia y amigos le ayudan a conciliar la vida laboral y personal. En su tiempo libre le gusta cocinar —y dar de comer a su familia y amigos— y viajar. Con su bebe recién nacido, sabe que le toca esperar un poco para “explorar nuevas culturas”, una de sus aficiones.