Repatrían 11 cadáveres

Entregan a hondureños hallados en fosa clandestina

MÉXICO, DF.— Tres años después de que fueron localizados en fosas clandestinas en San Fernando, Tamaulipas, 11 cadáveres de migrantes hondureños fueron entregados a autoridades consulares del País centroamericano.

Los cuerpos se encontraban en el Instituto de Ciencias Forenses (Incifo) del Distrito Federal.

El Tribunal Superior de Justicia del Distrito Federal (TSJDF) informó en un comunicado que un equipo de antropólogos forenses argentinos les practicó diversos estudios periciales que les permitieron conocer su identidad, luego de no haber contado con elementos que permitieran identificarlos en un principio.

Los migrantes viajaban a la frontera de Estados Unidos en un tráiler, pero fueron interceptados y asesinados a golpes por el grupo delictivo Los Zetas.

“En el marco de diversas acciones de colaboración celebradas por el TSJDF, a través del Incifo, con la Procuraduría General de la República, se llevó a cabo el resguardo de cadáveres exhumados de la fosa común por la autoridad federal.

“En su carácter de coadyuvante en el resguardo de los cadáveres y la utilización de sus instalaciones para la práctica de los estudios correspondientes, permitió que funcionarios de ambas instituciones entregaran los cadáveres a representantes diplomáticos de Honduras, con plena certeza de su identidad”, informó el TSJDF.